Art & Language incomplet. Col·lecció Philippe Méaille

Arte , Arte contemporáneo
  • 4 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
Art & Language incomplet. Col·lecció Philippe Méaille
Art & Language incomplet. Col·lecció Philippe Méaille

"La sociedad liberal, que por otra parte descansa sobre una profunda quiebra moral, necesita sobre todo que se la tenga por tolerante; en consecuencia, permitirá de manera abierta, y fomentará y recompensará calladamente, todas las formas de aparente disidencia ". Con esta declaración, en 1977, el colectivo Art & Language planteaba su crítica a la sociedad contemporánea... pero, ¿qué o quiénes eran esta gente? ¿Qué querían? ¿Cómo lo hacían?
La respuesta podemos encontrarla en la extensísima muestra del MACBA -fruto del depósito de la Colección Philippe Méaille-, al completo catálogo que ha editado el comisario -Carles Guerra- o en las paredes y vitrinas del museo. Pero también es posible que, más allá de cuatro hechos proclamados en la hoja de sala, no haya respuesta.
Muy brevemente, Art & Language es un colectivo anglosajón que inició su actividad a finales de la década del 1960. Pionero del arte conceptual, toma la palabra, la conversación, la discusión, como lugar de trabajo. Marcadamente político, opta por una crítica cuántica cercana al principio de indeterminación. O sea, el discurso como vehículo artístico y crítico, pero inalcanzable a la crítica ya la fenomenología estética.
Estamos, pues, ante una exposición que aborda un movimiento fundamental en la historiografía del arte contemporáneo, pero que desborda por extensión e intensidad y que visualmente es casi irrelevante. Vemos el ejemplo de la 'Air-Conditioning Show' (1966-1967). La obra comenzó siendo un texto y un dibujo. Más adelante se realizó en una exposición, en 1972. Pero fue contestada por el siguiente escrito: "De verdad se tiene que instalar 'Air-Conditioning' tal como lo describe el texto o basta con el texto?". O sea, ¿la realización concreta de una obra no es un hecho conservador y contemplativo? Esto, sin embargo, no impedirá que en la exposición haya instalaciones, imágenes e incluso pinturas. Hecha la ley... me entendéis.

LiveReviews|0
1 person listening