Casa Jordi

  • Restaurantes
  • Catalana
Recomendado
0 Me encanta
©Ivan Gimenez
Casa Jordi
Sarrià - Sant Gervasi

El ambiente y el sabor de una auténtica masía catalana. Eso es lo que encontramos en el renovado Casa Jordi, que sin desligarse del espíritu y la cocina que lo hicieron tan visitado por los buenos paladares, ha dado un giro sabroso e interesante de la mano de su nuevo propietario, Lluís Cortines. Aprovechando sus valiosas experiencias en casas como Reno y Botafumeiro, Cortines ha sabido combinar la cocina de siempre, la que siempre ha gustado en Casa Jordi, con una adaptación a los tiempos modernos.

Platos mejor presentados, tentadores a los ojos y, sobre todo, bien dosificados y reducidos en sus aspectos más consistentes, con menos uso de grasas e hidratos innecesarios. Otra de las novedades que el buen paladar agradece es la propuesta de medias porciones, no sólo por aspectos dietéticos, sino también para poder probar más platos. “Estamos haciendo lo que nos gustaría y como nos gustaría que nos lo trajesen a la mesa”, dice Lluís. Él ha atendido a los paladares más exigentes de esta ciudad, y la lista de anécdotas daría para un best-seller. Comenzamos con un excelente pan con tomate que sirvió de cojín a unas anchoas hoy difíciles de encontrar. El entrante de garbanzos estofados con oreja y morro fue un acierto. Los segundos consistieron en un trío de butifarras, elaboradas por artesanos que suministran en exclusiva a Cortines, y unas soberbias sardinas en escabeche, que se ocuparon personalmente de limpiar, muy equilibradas y sin los excesos de vinagre habituales en algunos lugares.

Medio suquet de rape con romesco fue el plato de pescado que se impuso ante tremendas dudas, por la presencia de unas cocochas de merluza al pil-pil y el bacalao con perfume de ajos confitados, dos de los platos más requeridos de la carta.
Los postres son exquisitos. Las cañas de Santiago –con masa preparada en la casa– son excelentes, pero esta vez nos decidimos por una mousse de chocolate hecho como mandan los cánones y una tarta Tatin muy buena. Cortinas domina también el tema vinos, ya que se ha ocupado de estas tareas en los restaurantes por los que ha pasado como maître o director.

Acompañamos la sorprendente comida (sorprendente por el reencuentro con un lugar emblemático y con un viejo conocido) con un tinto del Penedès aconsejado por Lluís, el Mas Petit, que resultó acertadísimo.

 

Nombre del lugar Casa Jordi
Contacto
Dirección Ptge. Marimon
Sant Gervasi
Barcelona
08021
Transporte Provença (FGC)
LiveReviews|0
1 person listening