La Marquesa de Sade

Teatro
  • 3 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
La Marquesa de Sade

De: Yukio Mishima (Traducción y versión de Konrad Zschiedrich). Dir: Emilià Carilla. Con: Agnès Romeu, Muntsa Alcañiz, Àngels Bassas, Andrea Montero, Laura Fité y Enka Alonso.

El texto de Yukio Mishima es una especie de largo poema dramático en el que el radical escritor japonés se adentra en el mundo de las conductas sexuales del famoso marqués de Sade en una exaltación del placer y de la libertad. Es un texto de gran nivel literario, y de una sensualidad exacerbada en la que los límites del sexo, el amor, la fidelidad, la pasión y la manipulación se mezclan en un cóctel explosivo. La obra debe perturbar al espectador atrapado entre la dureza, la "anormalidad" de lo que defiende el marqués, a través de las mujeres que lo rodean, y la fascinación por la belleza del texto y el pavor que todo provoca sobre las personas.

Konrad Zschiedrich ha trabajado el original. Hasta dos traducciones y una dramaturgia lineal para explicar lo que es al fin una fiesta que celebra la concupiscencia enfrentada a las convenciones de la época, y que protege la Señora de Montreuil, capaz de conspirar contra su hija (una excelente , aunque un poco hierática, Muntsa Alcañiz) y Madame de Simiane, que acabará monja. La reina de esta función es Àngels Bassas con la libertina Madame de Saint-Fond: con ella hay verdad.

Dos actrices veteranas con tres más jóvenes y muy entregadas (no está mal el esfuerzo de Agnès Romeu como Renée de Sade). El director, Emili Carillà, no consigue homogeneizar el conjunto, y lo que menos nos gusta, no encuentra este punto de intensidad, de tensión carnal que debe tocar el estómago, como mínimo, del espectador. Función correcta pero blanda, amortiguada.

Por Santi Fondevila

Publicado

LiveReviews|0
2 people listening