Jimmy's Hall

Cine
  • 2 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
Jimmy's Hall

La materia prima es propia de un 'western', pasado por el tamiz del feroz y cálido carácter irlandés de 'El hombre tranquilo'. Lo mismo sucedía con 'El viento que agita la cebada', de la que 'Jimmy' s hall' se puede considerar una secuela amable, porque aquella estaba teñida, de forma más consciente, de la severidad política que da hablar de los orígenes del IRA. Digamos que aquí Ken Loach se permite incluso flirtear con el melodrama romántico, pero el resultado es tan maniqueo y monótono como suele ser su cine.

Exiliado en Estados Unidos en tiempos de revuelta, Jimmy Gralton vuelve a Irlanda después de diez años de ausencia para ayudar a su madre en la granja familiar. Es un 'cowboy' de una pieza, un ciudadano americano enfermo de nostalgia: hombre de principios, sensible a las necesidades del pueblo, que abandonó su corazón en manos de una chica que no ha sabido esperar, Jimmy tiene la feliz idea de rehabilitar un local en forma de sala de baile y / o centro cívico, pero se encuentra con la firme oposición del cura de la parroquia. Encontramos, pues, la vieja confrontación entre modernidad y tradición, encarnada en dos maneras de entender el concepto de comunidad: o desde la solidaridad de clase o desde el integrismo religioso.

Es obvio por quien apuestan Loach y su fiel guionista, Paul Laverty. No nos ahorraremos la escena de espíritu asambleario, un poco para recordarnos que, después de todo, estamos disfrutando de un estilo que parece improvisado, extraído de la vida misma, como ocurría en 'Tierra y libertad'. Pero la película, más allá de la simpatía ideológica que despierta un cineasta que siempre ha estado a la izquierda de todo el mundo y que sigue pensando lo mismo que hace cuatro décadas, es tan tradicional, tan antigua en sus formas, que provoca un cierto aburrimiento. Sobre todo cuando Loach intenta ponerse romántico y al resultado le falta la verdad que los dos protagonistas intentan imprimir a un amor sacrificado por las circunstancias. No le pidáis peras al olmo.

Publicado

Detalles del estreno

Duración 109 min.

Reparto y equipo

Director Ken Loach
Guionista Paul Laverty
LiveReviews|0
1 person listening