Qué hacer un domingo en Madrid

Museos gratis, rutas ciclistas, brunchs... una guía con los mejores planes de ocio para disfrutar del último día del fin de semana

0

Comentarios

comments.add +
Mercado de Motores

Mercado de Motores

Pensar en que el día siguiente es lunes basta para que los domingos se conviertan en un auténtico suplicio, especialmente a lo largo de la tarde. Para combatir esa sensación, sacudirnos la resaca del sábado por la noche y empezar la semana con las pilas cargadas, os proponemos los mejores planes de ocio. Mercadillos, rutas ciclistas, museos gratis, brunch… ¡aprovecha el día al máximo!

El Rastro

No hay nada más placentero para un madrileño al que le gusten las compras que pasear entre centenares de puestos y acabar la mañana con unas cañas en La Latina. Cada domingo desde hace décadas se celebra el mercadillo más famoso de Madrid en torno a la plaza del Cascorro. Más de 1.000 vendedores ambulantes se instalan desde primera hora en la calle de Ribera de Curtidores y se extienden por las calles de alrededor. En sus puestos se puede comprar prácticamente cualquier cosa, antigüedades, ropa de primera y segunda mano, bisutería, vinilos, camisetas de grupos de música, recuerdos típicos de Madrid y objetos difíciles de encontrar en las tiendas convencionales. A mediodía cuesta andar por la calle por la gran cantidad de gente que se acumula en las aceras en busca de una buena ganga o regateando con los vendedores.

Museo del Prado

Museos gratis

Madrid puede que sea una de las ciudades más caras de España, pero es posible disfrutar de sus encantos sin gastar ni un solo euro. Solo hay que planificar bien la visita y estar atentos a todas las ofertas que ofrece la ciudad. Por ejemplo, puedes entrar gratis al Museo del Prado los domingos de 17 a 19 h, mientras que el Reina Sofía es gratuito ese día desde las 10 h hasta las 19 h. Todas las exposiciones de La Casa Encendida son también gratuitas. Y el desconocido Museo de Arte Público de Madrid, ubicado al aire libre en el Paseo de la Castellana y con obras de grandes artistas como Joan Miró, Gerardo Rueda y Eduardo Chillida, tampoco te costará nada.

Cine

El domingo es uno de los días preferidos para ir al cine y pasar una tarde tranquila disfrutando de una buena película. En verano, las salas al aire libre son las verdaderas estrellas de la ciudad: hacerse con un buen cojín, preparar los bocadillos y contemplar las aventuras que ofrece la gran pantalla bajo las estrellas es uno de los mayores placeres estivales. Además, para que no se diga que ir al cine es caro, tenemos nuestra propia selección de salas y sesiones por menos de 5 euros.

Brunch Panela and Co

Brunch Panela and Co

Brunch

El desayuno tardío de toda la vida está más de moda que nunca, ahora bajo el nombre de ‘brunch’. Y como ocurre con todo lo que se convierte en tendencia, los precios han subido de forma espectacular. Aun así, hay buenos locales donde la relación calidad-cantidad-precio es más que aceptable. Por ejemplo, en Martínez Bar tienes un desayuno completo por menos de 10 € que incluye un bagel, café o té, zumo de naranja natural y un trozo de tarta. Otro muy recomendable es el de The Toast Café, con un primer plato (tortita, croissant o tostada), un segundo plato (huevos benedict, bagel o burrito), café o té y zumo por 14 €. Pero si de verdad queréis quedar saciados, tanto como para no querer ni cenar ese mismo día, acudid a la Bicicleta Café. Simplemente espectacular.

Picnic

Picnic

Irse de picnic

Raro es el día en que hace mal tiempo en Madrid. Pero el enemigo de los madrileños no es tanto la lluvia, sino el asfixiante calor que llega a hacer en los meses de julio y agosto. Por eso, el mejor momento para comer al aire libre es la primavera.  Coger unos bocadillos y un mantel y salir de la ciudad a lugares como La Pedriza, Rascafría o El Pardo es una de las mejores opciones para dejar atrás los coches y la contaminación y disfrutar de la naturaleza. Los que prefieren quedarse en la capital siempre pueden recurrir a la Casa de Campo o el Retiro, e incluso acudir a Madrid Río, donde los niños se lo pasarán en grande gracias a los numerosos parques de ocio que hay a lo largo del Manzanares. Para los más gourmets, hay bares y restaurantes en Madrid que hasta te preparan una cesta especial de picnic. Por ejemplo, las de Magasand vienen equipadas con cubiertos de madera, mantel impermeable, vasos y cualquier elemento de su carta, desde sándwiches hasta gazpacho y ensaladas.

Bicis en Madrid Río

Bicis en Madrid Río

Alquilar una bicicleta

Hacer deporte y disfrutar del aire libre a la vez es uno de los mejores planes para disfrutar con toda la familia. A pesar de que a Madrid aún le queda mucho camino por recorrer para convertirse en una ciudad amable para los ciclistas, existen rutas perfectas para desplazarse sobre dos ruedas. Madrid Río es una opción recomendable para aquellos a los que no les gusten las cuestas y quieran parar de vez en cuando a tomar algo en alguno de los bares con terraza que hay a lo largo del recorrido. El mayor peligro es la inexistencia de un carril bici bien delimitado, por lo que hay que ir esquivando a los viandantes y sus mascotas. Los amantes del campo quedarán encantados con las rutas que hay a lo largo del río Guadarrama o del Alberche. Si quieres alquilar una bici o unos patines, opta por empresas como Mobeo, en el Matadero Madrid, Rent & Roll o Mi Bike Río.

Mercado Central de Diseño

Mercado Central de Diseño

Mercadillos

Además del Rastro, cada fin de semana se celebra en la ciudad mercadillos para todos los gustos. El más conocido es el Mercado de Motores, que se celebra en el Museo del Ferrocarril y atrae a centenares de visitantes. Su amplia oferta, su patio al aire libre para tomarte una cerveza, su zona para niños y sus conciertos gratuitos son sus mayores atractivos. Si prefieres aprovechar para hacer la compra de la semana a base de productos ecológicos, pásate por el mercado La Buena Vida. Y si eres más de comprar ropa de primera y segunda mano, no puedes faltar al Nómada Market, Rave Market o el Adelita Market. También puedes echar un vistazo a nuestra selección de mercados imprescindibles de Madrid antes de decidirte por alguno.

Irse de cañas

Si hay una tradición que ha pasado de generación en generación en los madrileños, es la de quedar el domingo con los amigos para irse de cañas por La Latina. Ese día, el tranquilo barrio que es entre semana se transforma en un hervidero de gente yendo y viniendo de un bar a otro, con las terrazas hasta arriba y las aceras llenas de animadas conversaciones. Malasaña y su Plaza del Dos de Mayo es otra de las zonas preferidas para tomarse unas cañas en buena compañía, así como Lavapiés y su calle Argumosa. Cualquier zona es buena para disfrutar de una buena cerveza o un vino de calidad, pero cuanto más te alejes de las zonas turísticas como la Plaza Mayor, más barato te saldrá el aperitivo.

Patones de Arriba

Patones de Arriba

Hacer una escapada

Los alrededores de Madrid tienen mucho que ofrecer. A menos de una hora del centro de la capital, encontrarás localidades con un paisaje precioso y donde se come de maravilla. Uno de esos lugares es Chinchón, con su famosa Plaza Mayor y su exquisito cochinillo en horno de leña, o Patones de Arriba, con sus casas de pizarra y la sierra como escenario de fondo. Los Jardines de Aranjuez son una opción más cercana (se puede llegar incluso en transporte público) pero no por ello menos apetecible. Y en San Lorenzo del Escorial podrás visitar su impresionante monasterio y pasear por sus bellas calles adoquinadas.



Otros usuarios dicen

0 comments

Síguenos

Spotify

Subscríbete al Spotify de Time Out Madrid y disfrutarás de nuestras canciones favoritas y listas temásticas