Lazzaro feliz

Cine, Drama
5 de 5 estrellas
Lazzaro feliz

Time Out dice

5 de 5 estrellas

Lazzaro es la imagen de la bondad pura. Expulsado de un paraíso con rasgos feudales, se enfrentará a la vida urbana con un lirio en la mano

No estamos acostumbrados a la bondad. Parece que no tenga historia, ni argumentos para seducirnos. Alice Rohrwacher asume el reto de convertir a Lazzaro en nuestro anclaje en una fábula que reivindica la pureza de una mirada primitiva que, privada de los filtros corruptos de la civilización, atraviesa el mundo y lo transfigura.

Lazzaro es un santo que no sabe que lo es, que actúa según los impulsos de una inocencia inconsciente. Él es el guía que nos lleva de la mano desde una sociedad feudal a una urbana, cruzando las fronteras del espacio y del tiempo para demostrarnos que el esclavismo y la explotación son lo que nos une, por encima de la solidaridad y la clemencia. Cada clase social sigue viviendo en una burbuja de miseria o autoengaño, no importan las crisis que aplasten sus sueños de ascensión o inmovilismo. Por eso la película, definitivamente misteriosa en sus anacronismos, puede leerse como una crítica al capitalismo neoliberal, que existía mucho antes que Marx aprendiera a leer y escribir.

Pero la bondad persiste, envuelta en un realismo mágico que nunca empalaga: es una película esperanzadora, como lo eran algunas obras de Pasolini, los Taviani y Ermanno Olmi. Cree en los milagros, cree en la virtud, cree en su santo de ojos cristalinos y cree, en última instancia, en las imágenes como portadoras de una trascendencia que es a la vez benéfica y perturbadora.

Por Sergi Sánchez

Publicado

Detalles

Detalles del estreno

Reparto y equipo

Director
Alice Rohrwacher
Guionista
Alice Rohrwacher
Reparto
Adriano Tardiolo
Alba Rohrwacher
Luca Chikovani

Los usuarios dicen

LiveReviews|0
1 person listening