Ressaca

Cine
Ressaca
Instituto Francés

Time Out dice

Tras años de esperanza y crecimiento, Brasil se hunde. Desde 2009, cuando Río de Janeiro ganó la disputa para organizar los Juegos Olímpicos, el caos sustituyó a la perspectiva de un futuro glorioso. En ese contexto, la Ópera de Río podría cerrar. Las primeras bailarinas, los músicos de la orquesta sinfónica, los maquinistas y los porteros ya no cobran. Al resistir, se convierten en héroes cotidianos.

Publicado

Detalles

También te gustará