¡Ave, César!

Cine, Comedia
  • 4 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
¡Ave, César!

Bajo la apariencia de simple divertimento, '¡Ave, César!' esconde otras caras. En su última película, los hermanos Coen se adentran en el Hollywood de los años 50, donde trabaja Eddie Mannix, un hombre que se desvive por arreglar los destrozos que cometen las estrellas. Los conflictos con los que tiene que batallar Mannix no son pocos: la estrella de la última producción de la Capitol ha sido secuestrada, una actriz se ha quedado embarazada estando soltera y un director se queja porque le han impuesto a una joven promesa del 'western' que ni siquiera sabe hablar correctamente. Por si fuera poco, Mannix está dejando de fumar, para complacer a su mujer. La escena en la cual la pareja intenta mantener una conversación en la cocina de su casa (uno de los pocos momentos en que el protagonista no está trabajando) es magistral: los Coen filman al tal Mannix sentado, cenando, de espaldas a su mujer y evidenciando así la distancia entre los dos.
En el fondo, como siempre en el cine de los Coen, la gracia de la película recae en el tono. '¡Ave, César!' es sin duda una comedia, salpicada, eso sí, de un tono melancólico y tenso. De hecho, el protagonista parece tomárselo todo muy en serio. Al igual que los Coen, que bajo la armadura de gags y situaciones dispersas y diversas han hecho un retrato tanto del mundo del espectáculo como de la religión. La estructura de la película es igual de interesante que los temas que trata. '¡Ave, César!' es como 'Un espía en Hollywood', un clásico del humor de Jerry Lewis que cambia de género y forma con la facilidad de quien cambia de plató de rodaje.
Inspirado en una figura real, el personaje de Mannix no es la única referencia a la historia más desconocida de Hollywood: por ejemplo, el director interpretado por Ralph Fiennes parece referirse por momentos a George Cukor. Sin embargo, quien quiera ver en la película una colección de referencias sin ningún tipo de sustancia (o de actualización), se equivoca, porque, como aquella cinta autorreferencial de Jerry Lewis, '¡Ave, César! ' va más allá de la broma.

Publicado

Detalles del estreno

Duración 106 min.

Reparto y equipo

LiveReviews|0
NaN people listening