Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Madrid icon-chevron-right Son3k: "Busco espacios que no afecten al público, como fábricas, descampados y muros sin utilidad"

¡Atención! Nos esforzamos para informar con precisión, pero estos son tiempos inusuales, así que comprueba siempre antes de salir.

Son3k en C.A.L.L.E. Lavapiés
Son3k en C.A.L.L.E. Lavapiés

Son3k: "Busco espacios que no afecten al público, como fábricas, descampados y muros sin utilidad"

El grafitero quiere generar un diálogo en torno a los materiales artísticos y fomentar la curiosidad visual del público en 'Salmon Yourself 2', que se puede ver estos días en Tabacalera

Por Irene Calvo
Advertising

Del 22 de junio al 8 de julio Son3k presenta en la Galería Independiente de Tabacalera 'Salmon Yourself 2', un proyecto que ha desarrollado en los últimos tres meses en colaboración con R.A.R.O. Madrid. Con una trayectoria en el arte urbano y el grafiti, el asturiano ha recorrido seis talleres, recogiendo los materiales desechados por otros artistas y reutilizándolos para crear nuevas obras.

¿Cómo te interesaste por el mundo del arte urbano?
Primero tuve una libreta de bocetos, hasta que en 2005 o 2006 empecé a salir con mis amigos, que pintaban y comencé a hacerlo yo también; en lugar de jugar al fútbol o ir de fiesta, yo salía con una mochila llena de latas a investigar. Desde entonces busco espacios que no afecten al público, como fábricas abandonadas, descampados o muros sin utilidad. 

¿En qué momento comienzas a experimentar con materiales reutilizados?
Cuando no tengo otro tipo de materiales [risas]. En Asturias, siendo miembro activo de la Asociación Paint Pression, no tenía problemas de pintura. Ahora que ya no estoy tan presente en sus actividades la situación ha cambiado, pero no mis ganas de pintar. Dadas las circunstancias, empecé a reutilizar botes de spray, los pisoteaba y estallaba para aprovechar la pintura. Después, cuando ya no me quedaba pintura, exploraba el entorno donde estaba –normalmente fábricas abandonadas– y me ponía a jugar con los elementos que encontraba: restos de tuberías, cajas… Me di cuenta de que las formas que lograba al manipular estos materiales coincidían con las formas que yo estaba pintando.

¿Cuánto hay de experimental, de juego y de conciencia ecológica en tu trabajo artístico? 
En realidad, es habitual aprovechar la lata como yo lo hago, agujereándola o estallándola, cuando ya no te queda nada. El juego comienza cuando empiezo a moverme y a intentar controlar el trazo que genera para ir más allá. Es una práctica experimental de base porque la herramienta es aleatoria: no tengo forma de saber cuánta pintura queda en el spray, o cómo va a salir o qué gestos voy a hacer. Antes de ir a pintar hago estudios en papel, bocetos de formas con las que yo trabajo, pero no suelen coincidir con lo que hago cuando pinto fuera. Es todo experimentación y juego. Busco generar un diálogo a partir de la pregunta: ¿por qué tú estás tirando esto y yo lo puedo aprovechar? Y, a la vez, ser consciente de que a pesar de que aprovecho la pintura y otros materiales, yo mismo sigo generando residuos.

¿Tienes una idea y la desarrollas según los materiales, o los materiales te llevan a desarrollar una idea? ¿Cómo es tu proceso artístico?
Se apoyan entre sí. Puedo partir de algunas ideas como planteamiento inicial y al llegar al sitio y ver qué hay, me centro en una sola idea y, sobre todo, descarto las demás. A veces descarto todas y parto de cero. En mi proceso artístico no considero nada final, todo consiste en seguir, seguir, seguir. Hasta que no entienda completamente cómo funciona, no puedo considerar un proyecto finalizado y en este proceso todo es útil, de hecho, me interesa más el conjunto de esta experiencia que las obras que realizo. 

¿Qué es 'Salmon Yourself'? ¿Cómo surge la exposición?
'Salmon yourself' es una actitud, un medio, nunca un fin. Es una manera de decir: "Ve contra ti mismo. Date la vuelta y ve a tu propia contracorriente". Darte la vuelta como problema y solución. Por eso mis piezas las veo como ejercicios con resultados personales, creo que son enunciados del problema. La exposición surgió buscando un taller donde poder trabajar en Madrid. Descubrí el programa de residencias R.A.R.O. Madrid y vi que ofrecían estancias en varios estudios. Así que envié un proyecto para participar en el que pasaba por todos los talleres que colaboran en las residencias. Al final adaptamos mi propuesta a un tiempo real y, por la propia naturaleza del proyecto, se ha convertido en una colaboración itinerante en lugar de una residencia. 

¿Por qué estudios has pasado y qué materiales has obtenido?
Estuve en el estudio de Basurama ¡y coincidió que estaban limpiando el taller! Tenían tanto material que no era capaz ni de llegar hasta el fondo de la nave. En Omnívoros me pasó igual, me fascinaron los restos de hierro y madera. Con Madrid Street Art Project pude conseguir pintura, gracias a los esprays vacíos de eventos como ¡Pinta Malasaña! y C.A.L.L.E. Lavapiés. En La Lavandería, recogí los restos de papel de los alumnos de pintura y trabajé con las manchas que se producen al limpiar los pinceles. En Fosforita fue el único lugar donde no encontré nada, no había materiales de desecho por la forma de gestionar el espacio, reutilizan los lienzos, papeles… Esto me hizo pensar mucho. La observación que conlleva encontrar nada es similar a la de hallar el material. Y, por último, he estado en el Taller de Serigrafía TBC con Julio Cubillos, en Tabacalera. Desde el primer momento Julio quiso una colaboración en lugar de que yo solo recogiese material, así que he pintado la entrada al taller y hemos trabajado en dos serigrafías, 'La definición de trazo', a partir de uno de mis trazos, y 'Dulce jaleo', inspirada en un libro de música que había en el taller. 

¿Qué nos vamos a encontrar en la exposición?
Por un lado, el fanzine 'Salmon Yourself 2', que estructura los procesos que se han ido dando en este tiempo, organiza los ejercicios que he realizado y expone las conclusiones. Por otro, el vídeo documental de la experiencia, realizado por Párpado Studio. Y, después, las piezas que he realizado durante la colaboración. La sala expositiva se convertirá en una instalación en sí misma, incluso voy a intervenir un mural que hay en una de las paredes, de la argentina Sisa Soldati (artista en residencia en R.A.R.O. Madrid durante el mes de mayo), con quien he trabajado en este proyecto en C.A.L.L.E. Lavapiés, para que forme parte de la obra.

¿Qué próximos proyectos tienes a la vista?
Después de todo el movimiento de este trabajo, me han pedido asesoramiento para organizar eventos culturales y tengo algunos comisariados en marcha. Este verano quiero pasar un tiempo en Asturias y producir obra, esta vez, sin ningún tipo de objetivo y ver que encuentro… Pero, sobre todo, salir a pintar.

Recomendado

    También te gustará

      Advertising