Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Madrid icon-chevron-right Bares de Alonso Martínez

¡Atención! Nos esforzamos para informar con precisión, pero estos son tiempos inusuales, así que comprueba siempre antes de salir.

Chatarra
Chatarra

Bares de Alonso Martínez

Una selección de los mejores bares del barrio para tomar unas cañas, pedir algo de comer y salir de copas

Advertising

En Alonso Martínez se sitúan algunos de los locales más chic de Madrid. A medio camino entre Chueca, Tribunal y Chamberí, los bares de este barrio conviven con locales de copas que abren hasta el amanecer y estilosos restaurantes. No te pierdas su decoración y no dejes de probar sus cócteles, ¡no te arrepentirás!

RECOMENDADO: La guía más completa de Alonso Martínez.

Macera
©Render Emotion

Macera

Bares y pubs Malasaña

Existe un lugar conocido con el nombre de Macera TallerBar, en el que elaboran sus propios alcoholes. Lo regenta Narciso Bermejo, codiciado barman asturiano donde los haya y un gran conocedor de los ingredientes imprescindibles para elaborar deliciosos cócteles a partir de más de 20 destilados artesanales. Aquí, y aunque parezca mentira, no hay marcas, pero sí refrescos artesanos deliciosos, que podemos disfrutar solos o acompañados de ginebras, rones, vodkas y whiskies al granel preparados con todo tipo de ingredientes.

Bocadillo de Jamón y Champán

Bares y pubs Alonso Martínez

¿Un bocata de jamón y una copa de champán? ¿Juntos? Pues sí, aunque no lo parezca en este bar de Alonso Martínez han logrado que mariden a la perfección. Que el jamón sea ibérico de primera calidad y el champán francés ayuda mucho claro. Todo en el local invita a quedarse, desde la decoración chic hasta el atento personal. Los bocadillos son deliciosos, tienen una selección que abarca desde la mortadela hasta el lomo, la presa ibérica y el jamón de bellota, todos con un crujiente pan de cristal, pan de horno de leña o molletes que solo con mirarlos se te hace la boca agua. Su precio ronda los 7 €.

Advertising

Olé Lola

Música Alonso Martínez

Mezcla a la perfección lo moderno con los elementos más rescatables del folclore. Aunque tiene alma flamenca, es un bar de lo más contemporáneo. Sus sillas con peinetas, sus amplios sillones anaranjados pegados a la pared y sus bellos retratos de mujeres jóvenes ataviadas con mantillas, hacen de este bar un local muy encantador.

Veinti 7

Música Alonso Martínez

Es un amplio local con un toque elegante y distinguido. Su fuerte está en la carta de combinados, cócteles y smothies que ofrece. Consigue una atmósfera chill-out total gracias a sus amplios sillones y a sus suaves luces. La barra principal, donde los treintañeros con poderío acuden a pedir los gin tonics, está iluminada con una tenue luz morada.

Advertising

Casa Antón

Música Alonso Martínez

Este pequeño y coqueto bar, que se sitúa al lado del Museo Romántico, se ha ganado un nombre propio. Papel pintado en las paredes que combinan con el verde azulado, sillas retro y delgadas (y algo incómodas) o el papel de cuadros rojo y blanca le dan un aspecto tradicional a esta moderna tabernita. El vino tinto o rueda combina a la perfección con la comida española que ofrece.

Finnegan's

Música Alonso Martínez

Uno para los aficionados al rugby.  Finnegans tiene su propio equipo, los Leones de Madrid, y un talento para olfatear cada partido imaginable que mostrarán en sus grandes pantallas. En tiempos de vacas flacas deportivas, se llena de gente que acude a tomar algo o escuchar los temazos de los DJs (en su mayoría de rock) los fines de semana. Pintas de Beamish, Newky Brown y hamburguesas complemento de John Smith y otros comida de pub. La decoración recuerda a un pub irlandés con una gran barra y taburetes altos de madera. Aunque no intencionado, tiene también un estilo a los bares de las películas del oeste.

Advertising

In Dreams Café

Música Alonso Martínez

Es un bar de estética americana. Además de servir platos básicos y menús del día, por la noche se vuelve más divertido y saca a pasear sus Caipirinhas, mojitos, piñas coladas o sus whiskys premium. Es un local pequeño y acogedor, donde la barra americana (al estilo Grease) se come mucho espacio. La decoración parece sacada de una peli de época, con dibujos de las típicas camareras de bar de carretera o adornos y utensilios de los 70. Por supuesto, no faltan las fotos de las estrellas de Hollywood, el bidón de gasolina o la bola disco.

Recomendado

    También te gustará

      Advertising