Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Madrid icon-chevron-right Seis cosas de la exposición oficial de 'Juego de tronos' con las que van a flipar los fans
Noticias / Ciudad

Seis cosas de la exposición oficial de 'Juego de tronos' con las que van a flipar los fans

Juego de Tronos. La exposición oficial
© Victoria Viennet

El sábado 26 de octubre se abre al público Juego de Tronos: la exposición oficial. Y, como todo lo que rodea a la saga de Georges R.R. Martin, viene precedida de un halo de exageración sin precedentes (la más grande organizada hasta la fecha, la más sorprendente, la que reúne el mayor número de piezas de vestuario original...). Por si fuera poco, para generar expectación han aterrizado en Madrid cuatro estatuas gigantes inspiradas en la serie. 

El caso es que no nos ha quedado más remedio que adelantarnos a la apertura oficial para descubrir si es verdad todo lo que dicen de ella. Lo hemos hecho de la mano de dos de los actores de la serie, Isaac Hempstead Wright (Bran Stark) y Liam Cunningham (Sir Davos Seaworth), que han venido a Madrid a inaugurar la exposición. Después de recorrerla (más de 1.400 metros cuadrados), hemos elegido aquellas piezas con las que creemos que más van a flipar sus incondicionales fans. Leed como si estuvierais poniendo rumbo más allá del muro, porque los spoiler -como los caminantes blancos- están al acecho. 

1. La sala de los rostros. Durante toda una temporada, Aria permaneció oculta en la casa de Blanco y Negro, un templo en recuerdo de los llamados hombres sin rostro. Y dentro se encuentra la sala de los rostros, una colección de caras embalsamadas de los fallecidos listas para ser utilizadas por los hombres sin rostro. Quien quiera puede 'donar' su cara para que aparezca en este muro sagrado...

2. Cráneo de dragón. Al parecer, se han hecho varias decenas de cráneos de dragón para utilizar durante toda la serie. El que vemos en esta exposición no es de los más grandes; según cuenta la audioguía, hay al menos diez que tienen el tamaño de un helicóptero. Y es que son tan grandes que se puede incluso caminar por dentro.  

3. Abrigo blanco de Daenerys Targaryen. Es una pieza casi fetiche. Más allá de los amores u odios que haya despertado este personaje tan decisivo durante las ocho temporadas, pero sobre todo en la última, su vestuario es del que no ha dejado indiferente. Y si hubiera que elegir una prenda, sin duda sería el abrigo de pieles blanco que luce cuando lleva a sus dragones al norte del Muro para salvar a Jon Snow y los suyos del ejército de los caminantes blancos. 

4. Mapa de Poniente. Todas las batallas se libraban primero sobre el mapa de Poniente, enfrentando -como quien juega a una partida de Risk- a los marcadores de las diferentes casas. Verlo de cerca es casi como participar de aquellas reuniones estratégicas, en las que se hacían alianzas y se ejecutaban traiciones. 

5. Trono de hierro. No podía faltar. Por muchas veces que lo hayamos visto, sigue sorprendiendo este trono creado a partir de la fundición de las espadas de los enemigos abatidos. Merece la pena hacer la cola para sentarse y contagiarse por el espíritu de un Lannister. 

6. Caminantes blancos. Son la gran sorpresa. De un realismo tal, que da la sensación de que el caminante blanco va a pestañear en cualquier momento. Y no hace falta decir lo que sucede cuando posa sus ojos azules sobre los tuyos.

Pero hay mucho más. La Juego de Tronos: la exposición está formada por diez instalaciones, ambientadas con decorados, vestuarios y atrezo originales vistos en la serie. Con prendas sobresalientes, como los vestidazos de Cersei y Khalesi, los uniformes de Joffrey, Jamie Lannister, y su hermano Tyrion, o los que lucían la guardia de la noche. Entre las piezas más pequeñas, desde un broche de la mano del rey, el collar de Sansa Stark que se utilizó para asesinar al rey Joffrey o incluso la mano de hierro de Jamie. 

Y para que la experiencia sea interactiva, todo el recorrido está salpicado de vídeos, juegos y hasta photocalls que recrean escenas clave de la serie para meternos de lleno en la trama épica de Game of Thrones. Y hasta ahí podemos leer. El resto, que lo descubra cada cual. La exposición permanecerá abierta hasta el 15 de marzo. Y las entradas ya están a la venta (a partir de 15,90€; los niño a partir de 8€). Por fin Winter is Here...

 

Advertising
Advertising