Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Madrid icon-chevron-right ¿Por qué hay más contagios por covid-19 en el sur de Madrid?
Madrid vista desde Carabanchel
Shutterstock

¿Por qué hay más contagios por covid-19 en el sur de Madrid?

Los expertos analizan un fenómeno que parece claro: el virus se ceba con los barrios del sur de la capital

Advertising

Carabanchel, Vallecas, Villaverde, Usera... Los nombres de algunos distritos de Madrid están estos días en boca de todos debido a la elevada incidencia del coronavirus entre sus vecinos. Si uno echa un vistazo a los mapas, la diferencia con otras zonas de la capital es clara: el sur se lleva la peor parte.

Usera y Puente de Vallecas son los distritos más castigados de la ciudad. En ellos, la tasa de incidencia en las últimas dos semanas se eleva ya a los 853 y 828 casos por cada 100.000 habitantes, respectivamente, seguidos de Villaverde (734), Carabanchel (613) y Villa de Vallecas (458). 

Según confirma un estudio publicado recientemente en la revista Journal of Public Health y liderado por investigadores del Instituto Hospital del Mar de Barcelona, el virus afecta con más fuerza a los barrios más empobrecidos. Es lo que se denomina el "gradiente social", que está quedando más claro en la segunda ola epidémica dado que los datos son más detallados.

En el estudio, que aunque se centró en Barcelona es aplicable a cualquier otra ciudad, los investigadores comprobaron sobre el terreno la diferencia entre distritos. El que tiene la renta más baja, Nou Barris, registró durante el pico de la epidemia una incidencia de casos 2,5 veces más alta que el que tiene la renta más alta, Sarrià-Sant Gervasi.

Menos teletrabajo, más transporte público

Según apuntan los expertos, los motivos de que el virus se cebe más en los barrios más humildes son diversos. "Entre ellos destacan la tipología del empleo que predomina en estos barrios, menos proclives al teletrabajo como la construcción o la hostelería, el mayor uso del transporte público por parte de sus vecinos o la tipología las viviendas, más pequeñas y con más personas por metro cuadrado. A ello habría que añadir la mayor densidad de población, que dificulta la distancia social", explica Jorge Benedicto, profesor de Sociología de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED). "Es importante no estigmatizar a los ciudadanos de estos barrios, que ya de por sí tienen que soportar peores servicios públicos y, en general, peores condiciones de vida", añade Benedicto.

"Esta enfermedad la sufre más la gente de menor nivel socioeconómico", confirma la Dra. Maria Grau, investigadora principal y miembro del Grupo de investigación en epidemiología y genética cardiovascular del Hospital del Mar. "Los resultados demuestran que los esfuerzos para contener la epidemia no pueden ignorar los problemas de equidad en materia de salud: se tienen que hacer más esfuerzos en los barrios con una población más vulnerable".

"En estos casos, asegurar la igualdad de oportunidad de tratamiento es la clave, pero también lo es la protección financiera durante este período", añade la doctora Grau. "Si no se rompe el círculo vicioso entre pobreza y enfermedad, los problemas locales de inequidad en salud permanecerán o se verán incrementados en las áreas afectadas por la epidemia".

Dicho lo cual, no parece casualidad que, en el último ranking de vulnerabilidad de los barrios de Madrid, realizado por el Ayuntamiento en el año 2018, con Manuela Carmena al frente del Ayuntamiento, los cuatro distritos situados en las primeras posiciones fueran precisamente los que ahora están siendo el principal foco de contagios: Puente de Vallecas, Villaverde, Usera y Carabanchel. Antes de la pandemia, la esperanza de vida en estos barrios era ya sustancialmente más corta que en los barrios más acomodados. Por ejemplo, entre Entrevías y el barrio de Recoletos hay cuatro años de diferencia.

 

Las mejores ideas de ocio y cultura en la nueva Time Out Pocket interactiva 

 

 

Share the story
Últimas noticias
    Advertising