Time Out en tu buzón de entrada

Buscar

Un rebaño de ovejas en la Casa de Campo de Madrid

Por Alicia Alamillos
Publicidad

¿Un rebaño de ovejas en uno de los principales parques de Madrid? Pues sí. El Ayuntamiento pretende introducir hasta 600 ovejas en el parque Casa de Campo de la capital para que, con su actividad natural, sirvan de medio para la prevención de incendios, además de regenerar el suelo del parque forestal.

Las ovejas, siempre acompañadas de su pastor, podrán pastar libremente en las casi 1.722 hectáreas de la Casa de Campo, el espacio verde más grande de España y protegido como Bien de Interés Cultural (BIC). Rumia que te rumia, las 600 ovejas limpiarán y desbrozarán los pastos que, en épocas de calor, son luego presa fácil de los incedios forestales. A diferencia de otros medios artificiales, las ovejas no erosionan ni contaminan el suelo tanto como la maquinaria. ¡Y sin gasto de energía además!

Madrid no es la primera ciudad que ha intentado utilizar ovejas como "bomberos" naturales para la prevención de incendios en parques, una medida que se ha aplicado en parques naturales en Andalucía, Comunidad Valenciana, Cataluña, Madrid… así como en Alemania, Francia, Italia y estados de EEUU como California.

Todavía no hay fecha para este insólito encuentro entre la modernidad de la ciudad y la tradición del pastoreo trashumante, pero el área de gobierno de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid sacará próximamente a licitación el contrato para la gestión de los pastos de Casa de Campo por el rebaño de ovejas trashumantes en el periodo de octubre a mediados de junio, pues en verano se agotan los pastos. El rebaño será resguardado en rediles por la noche e irá turnando sus zonas de pastoreo para no agostar el parque.

La visión será, ante todo, curiosa: durante el reinado de Fernando VI la Casa de Campo se declaró Bosque Real y coto privado de los monarcas, y no fue hasta la Segunda República cuando este pulmón de la ciudad deja de formar parte del patrimonio de la Corona y se convirtió en un lugar público para uso y disfrute de los madrileños. Ahora, los más jóvenes podrán además disfrutarlo en su variente más del patrimonio cultural español: la trashumancia y el pastoreo de ganado. ¡imagínate ir al teleférico, al Parque de atracciones o al Zoo y encontrarte frente a frente con un grupo de ovejas pastando tranquilamente!

Recomendamos: 12 parques para 12 ocasiones

Últimas noticias

    Publicidad