Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Barcelona icon-chevron-right Bormuth

Bormuth

Bares y pubs, Bares de tapas Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera
3 de 5 estrellas
1 de 5 estrellas
(1reseña)
Bormuth
Bormuth

Time Out dice

3 de 5 estrellas

El Bormuth forma parte de esta transformación que está teniendo el Born, un barrio de moda entre barceloneses y foráneos. Hay días en que el barrio queda sepultado por los cruceristas que emanan del Allure of the Seas de turno. El peligro de un lugar como el Bormuth es que caiga en la rutina y que las tapas que sirve acaben perdiendo frescura. Es más fácil morir de éxito que mantenerse en la excelencia. El Bormuth no pretende ser una Bodega 1900, pero sí un buen lugar para tapear, y esto, de momento, lo sigue manteniendo a pesar de un pan con tomate que no pasaría el corte ni en un concurso celebrado en Rivas-Vaciamadrid.

A parte de por el vermut, ​​felicito al Bormuth por la forma en que tiran la cerveza. La base para tirar una buena caña es no ahorrar la cerveza que se pierde y esto no siempre está bien visto por los dueños de los locales. Las patatas bravas son buenas, un homenaje a las del Bar Tomás. Y el cazón en adobo es espléndido, aunque no llega a lo que yo suelo tomar en el Restaurante Triana de la calle Narváez de Madrid. Los huevos estrellados, de chistorra, de jamón o de butifarra negra, también ayudan a hacer la noche más amena. La ensaladilla rusa y las croquetas, melosas y con un rebozado crujiente, tampoco pueden faltar. Todo este conjunto de raciones maridan perfectamente con las conversaciones y las ganas de divertirse en una sala destinada a cenas en grupo.

El día que fuimos había muchos extranjeros. Y no hablo de turistas, porque nosotros también podemos ser turistas en nuestra ciudad. Estos extranjeros que han leído en las guías las excelencias de un barrio excelso se merecen que el Bormuth no pierda el nervio y se convierta en otra postal sin remitente.

Publicado

Detalles

Dirección Plaça Comercial, 1
Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera
Barcelona
08003
Transporte Jaume I, Barceloneta (M: L4)
Contacto
Horas de apertura De lu. a ju. de 12.30 a 1.30 h. Vi. y sá. de 12.30 a 2.30 h. Do. de 12.30 a 1.30 h.

Los usuarios dicen (1)

1 de 5 estrellas
LiveReviews|1
1 person listening

TERRIBLE!

Reservamos mesa a las 22.30h.

Cuando llegamos nos comentan que está ocupada.

Fuimos transigentes y les pusimos las cosas fáciles y comenté que podíamos esperar tomando algo en la barra, sin ningún problema.

Tardan a darnos mesa. De hecho, hasta las 23.15h.  no nos llaman para mesa libre.

¡Nuestra sorpresa, nos falta taburete! … tengo que esperar a que quedara libre. (me tuve que encargar yo mismo)

Vuelven a tardar también para tomarnos nota para cenar.

Finalmente vienen, nos toman nota sobre las 23:30h y nos sirven las tapas sobre las 23:50h. más o menos, sin dejar platos para poder comer.

Decido agilizar, me levanto y pedo platos yo mismo.

Me contesta que no puede y que no les quedan limpios, entonces lo pido a otro camarero que vi y conseguí estos platos.

Cenamos, tomamos vino y ya no volvieron hasta las 00:30h, para informar y decir que la cocina está cerrada, con prisas por si queríamos algo más. Entonces les comentamos que café y postre, sí.

Nos contesta que ningún problema, que ahora vienen a tomar nota… Nos volvemos a confiar esperamos, esperamos y esperamos … No nos vuelen a decir nada más y entonces reclamamos su atención para poder pedir el café y postre.

¡Sorpresa!

Respuesta; Imposible la cafetera está cerrada y que no se puede pedir.

En este momento nos ponemos firmes con nuestra petición, reclamando y aclarando que esto no es lo que se nos comentó y que esto no es serio, … Toda la noche hemos tenido paciencia y queremos al menos café.

Se enfada un poco por la insistencia y nos dice no otra vez, antes de irse nos propone unos chupitos.

Insistimos otra vez y nos dice que el chico de la cafetera no quiere volver a limpiar la máquina; Palabras literales del camarero.

…Aquí nuestro enfado crece y le volvemos a insistir.

Nos dice que; si no estamos conformes pongan una hoja de reclamaciones que él se marcha a casa, no sabe nada, que se tiene que marchar, etc.

Continúa diciendo: … Su turno ha terminado y que lo siente pero que tiene su pareja en casa esperando…poniendo excusas y describiendo intimidades para convencernos.

Entonces pedimos por el encargado y Nos contesta primero que no está, después que no tiene como avisar, escusas una tras otra.

Entonces avisamos que queremos terminar de pedir y creemos que es justo como clientes.

Entonces claro está que tuvieron que prestarnos atención y tuvieron que asegurar que pagábamos la cuenta, ya que les dijimos que no estábamos dispuestos a pagar hasta que no nos terminen de servir.

Finalmente pusimos hoja de reclamación y pagamos posteriormente después de todo este show, lógicamente.

Una pena porque calidad precio muy bien, pero esto fue una cadena de despropósitos y nada profesionales.

Así fue nuestro show en Bormuth.

No volveremos está claro.