Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
Razzmatazz #ElÚltimoConcierto
Foto: Razzmatazz

Salas de todo el país anuncian su último concierto

La mayoría de salas del Estado participarán en una acción en streaming el próximo 18 de noviembre

Por Borja Duñó
Publicidad

En las últimas horas han aparecido en las redes unas misteriosas fotografías de salas como Apolo, Razzmatazz, Sidecar y Luz de Gas donde se podía leer claramente el 'hashtag' #ElÚltimoConcierto. Ahora sabemos que era la previa de una acción conjunta coordinada por la Plataforma de Salas de Conciertos, que consiste en una actuación en streaming el próximo 18 de noviembre a las 20 h y que se podrá ver a través de la web elultimoconcierto.com.

La campaña es un grito desesperado de todo el sector, ante una situación insostenible: si nada cambia, las salas se verán obligadas a cerrar.

Según la plataforma, casi el 100% de las salas hace ocho meses que están cerradas, lo que afecta "unos 5.000 trabajadores directos, la mayoría afectados por ERTEs desde principios de marzo, un gran número de trabajadores intermitentes, autónomos y pymes que prestan servicio a la actividad y un extensísimo número de músicos, técnicos, sellos discográficos, fotógrafos, 'bookers', promotores y muchos más profesionales afectados en el cierre forzoso".

En estos meses, se han cancelado 25.000 conciertos y las pérdidas acumuladas a finales de año rondarán los 120 millones de euros. De momento, ya se conoce el cierre de una quincena de salas.

Ante esta situación, y teniendo en cuenta que estos espacios tienen que hacer frente a un gran número de gastos fijos –trabajen o no–, "es muy probable que la mayoría de las salas del país se enfrenten este 2020 a su último concierto", según dice el comunicado.

Para evitarlo, las salas reclaman un plan de rescate urgente y destacan que la música "actúa como nexo de la capacidad de disfrutar, relacionarse y enriquecerse social y culturalmente. No solo es una necesidad que alivia y enriquece, es un derecho esencial de la ciudadanía que debe ser garantizado y es un derecho que los profesionales de la cultura puedan trabajar".

NO TE LO PIERDAS: No dejemos morir las salas de conciertos

Últimas noticias

    Publicidad