Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
'Quan ens haguem torturat prou'
Foto: Laia Alberch 'Quan ens haguem torturat prou'

4 motivos para no perderos ‘Quan ens haguem torturat prou’ en el TNC

El 26 de enero aterriza en la Sala Petita del Teatre Nacional la obra inquietante y provocadora de Martin Crimp que retrata las turbulencias de las relaciones humanas. ¡Os explicamos por qué no os la tenéis que perder!

Time Out en colaboración con TNC
Publicidad

¿Creéis que el deseo sexual está en contradicción con el feminismo? ¿Pensáis que los roles de género tienen límites o que es imposible superar el determinismo de la propia clase social? Si queréis encontrar respuestas a estas preguntas, poned rumbo al TNC porque la directora Magda Puyo lleva a escena la obra de Martin Crimp ‘Quan ens haguem torturat prou’. Una pieza teatral violenta y llena de deseos en la que se exploran las relaciones de seis personajes de diferentes estatus sociales y edades que representan un juego peligroso de poder y dominación. Preparaos, porque viviréis un carrusel de emociones: os enfadará, emocionará, divertirá y, sobre todo, os dejará perplejos. Buscad un hueco del 26 de enero al 19 de febrero y conseguid vuestras entradas para ver esta atractiva y provocadora obra. Y si todavía necesitáis más motivos para decidiros, seguid leyendo, porque os damos 4 de peso. Amantes del misterio, el deseo y las luchas de poder… ¿a qué estáis esperando?

Por polémica y desacomplejada
Foto: Laia Alberch

1. Por polémica y desacomplejada

Para entender ‘Quan ens haguem torturat prou’ tenéis que conocer la historia de ‘Pamela’, la obra de Samuel Richardson en la que se inspira Martin Crimp. Es una novela sobre relaciones de poder entre hombres y mujeres, amos y sirvientes, padres e hijos, y que trata, sobre todo, el poder que se ejerce a través de la palabra. En su obra, Crimp nos presenta a un hombre y a una mujer que se libran a un juego de poder, intercambio de roles y que se hieren de manera cruel y tierna en una lucha constante por el control de la relación. ‘Quan ens haguem torturat prou’ es una obra sintética, irónica y desacomplejada que no busca complacer ni regala optimismo, en todo caso regala ambigüedad moral y muchas dudas.

Porque todo se cuestiona y cambia
Foto: Laia Alberch

2. Porque todo se cuestiona y cambia

Anna Alarcón, Alba Gallén, Cristi Garbo, Guim Oliver, Xavi Sáez y Neus Soler forman el elenco de esta obra, una unión que solo puede dar como resultado unas actuaciones muy poderosas que, os advertimos, os dejarán de piedra. Y aparte de los actores, el espacio se convierte en un  séptimo protagonista, un espacio siempre en continua transformación. Allí es donde se crean las doce escenas sobre el ‘no-lugar’, como por ejemplo un subterráneo, un lavabo público o un vestidor de un polideportivo. Es donde los personajes se quitan las máscaras, intercambian roles y momentos vitales y hacen posible sus deseos más escondidos.

Por el autor, Martin Crimp
Foto: Laia Alberch

3. Por el autor, Martin Crimp

Al frente de la dramatúrgia está Martin Crimp, un autor con una cosmovisión muy personal y una gran sensibilidad por los temas de debate contemporáneo. Crimp hace revisiones continuas de las formas dramáticas y tiene la voluntad de golpear conciencias y romper tabúes, dos de los elementos más importantes para conseguir que una obra de teatro deje huella en el espectador. El dramaturgo tiene una reputación internacional gracias a ‘Atentados contra su vida’, una obra estrenada en el Royal Court Theatre de Londres en 1997. Además de otras como ‘La ciudad’ (2008) y ‘In the Republic of Happiness’ (2012) que se estrenaron por Europa y consiguieron el éxito en algunos festivales como el Festival d’Automne de París. Su obra más reciente es esta ‘When We Have Sufficiently Tortured Each Other’ escrita en 2019 y estrenada en el National Theater de Londres, con Cate Blanchett y Stephen Dillane, con una primera versión tan impactante que provocó un desmayo entre el público.

Por la directora, Magda Puyo
Foto: Laia Alberch

4. Por la directora, Magda Puyo

Magda Puyo se encarga de dirigir y de dejar su huella personal en ‘Quan ens haguem torturat prou’. La violencia de la obra de Martin Crimp choca con la sensibilidad y la visión feminista de la directora para ofrecer, como resultado, una obra provocadora y disruptiva: ¡os sorprenderá la manera en la que se gestionan las emociones! Puyo da mucha importancia a los detalles y a cómo los actores interactúan con los objetos que les rodean, ¡así que estad atentos! Además, se distingue por incorporar otras disciplinas en los escenarios y tiene la intención de dejar unas imágenes muy potentes para el recuerdo. Música en directo, actuaciones increíbles y una trama que os hará reflexionar… ¿Aún no os habéis decidido?

Recomendado
    También te gustará
      Publicidad