Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
Plaza de la Remonta
©Asqueladd

Descubre Tetuán, 'los ojos' de Madrid

Recorremos uno de los barrios más emblemáticos y a la vez desconocidos de la ciudad

Escrito por
Dani Cabezas
Publicidad

'Los ojos'. Es lo que significa la palabra bereber Tiṭṭawin, de la que procede el nombre de uno de los distritos con más solera de la capital, Tetuán. Es también uno de los más diversos: caminando por sus calles uno puede darse de bruces con los rascacielos de la Castellana, pero también con humildes viviendas centenarias. Cruzar grandes vías comerciales como Bravo Murillo, pero también sentirse como en un pueblo en estrechas callejuelas.

Puede que, en el fondo, esa sensación no esté muy desencaminada. Hasta 1948, Tetuán formó parte de un municipio independiente de la capital, Chamartín de la Rosa. Y su espíritu vive en los más de 150.000 habitantes del barrio. Entre ellos hay de todo: una clase media acomodada, pero también un elevado índice de población inmigrante. Población envejecida, pero también jóvenes que buscan la cercanía al centro de la capital a precios más asequibles.

Me recuerda al Lavapiés de hace unas décadas, y correrá su mismo destino

Raquel creció en el barrio, que recuerda "como un pueblo", cuenta. "Un lugar en el que las señoras sacaban la silla a la puerta de su casa tras hacer sus labores. Con el tiempo, muchas de esas casas bajas que había en mi niñez han ido desapareciendo", rememora con cierta nostalgia. Ya entonces se percibía un importante contraste entre un lado de la calle Bravo Murillo y el otro. "Eran dos mundos completamente distintos".

Hernán, un joven arquitecto, vive en la margen izquierda, en la zona de Bellas Vistas. "A mí me recuerda al Lavapiés de hace unas décadas", cuenta. "En cierto modo, siento que Tetuán está algo cerrado en sí mismo: la gente de Madrid ni lo mira, ni lo conoce, pero todas las miradas de los especuladores ya están puestas aquí, y pronto correrá el mismo destino que Lavapiés. Por el momento, eso sí, las promociones inmobiliarias aún conviven con las peluquerías, las santerías, y las tiendas de repostería regentadas por dominicanos".

Diverso e intrincado, pero lleno de encanto. Te descubrimos cinco de los rincones de Tetuán que no debes dejar pasar.

Los imprescindibles del barrio

  • Qué hacer
  • Tetuán

Un templo imponente, frente a cuyas características ventanas redondas posó Miguel Hernández. La Iglesia de San Francisco de Sales fue construida entre 1926 y 1931 por el arquitecto Joaquín Saldaña, autor de no pocos palacetes en el Madrid más señorial. Todo un icono del barrio que puede presumir de contar con la segunda cúpula más grande de la ciudad, sólo superada por la que corona la Basílica de San Francisco el Grande.

  • Tiendas
  • Tetuán

Diseñado en 1933, aunque inaugurado una década después en plena posguerra, el Mercado de Maravillas cautiva por su arquitectura racionalista, pero sobre todo por sus 250 puestos distribuidos en 8.700 metros cuadrados en los que se puede encontrar absolutamente de todo. Y para todos: alimentación, tes, flores, zapaterías, bares, joyería, regalos… Un lugar perfecto para tomarle la temperatura al pequeño comercio del barrio.

Publicidad
  • Lugares de interés
  • Parques y jardines
  • Valdeacederas

Hay que dirigirse ligeramente hacia el norte para dar con el gran parque del distrito de Tetuán, en el límite que separa el distrito con el Barrio del Pilar. Pero el paseo merece la pena: el parque Agustín Rodríguez Sahagún es un remanso de paz en plena ciudad. 18 hectáreas de praderas que incluyen un auditorio, y una fuente con forma de playa ideal para que humanos y perros se refresquen cuando suben las temperaturas.

  • Música
  • Tetuán

Son, con toda probabilidad, los locales de ensayo más emblemáticos de toda la ciudad. Por sus salas pasaron las bandas de pop y rock más importantes de los 80: de Alaska y los Pegamoides a Gabinete Caligari -que se formaron en los propios locales- pasando por Derribos Arias, Los Rebeldes o Leño, pero también por Raimundo Amador, Antonio Flores o Las Grecas. Un pedazo de historia de la música madrileña que fue inmortalizado en la película ‘Laberinto de pasiones’, de Almodóvar.

Publicidad
  • Restaurantes
  • Tetuán

Si eres un amante del buen arroz, no dejes de pasar por Los Arroces de Segis. Por un precio más que razonablepodrás elegir tu combinación favorita entre la gran variedad de primeros platos tradicionales para compartir (ensaladilla rusa, embutido, ensalada murciana o pimiento al sarmiento) y arroz como plato principal, además del postre. Entre las especialidades de la casa, el arroz con conejo y serranas, el arroz con bogavante, el arroz con marisco pelado, el arroz negro con sepia o el arroz de verduras con magra. ¡Que aproveche!

  • Qué hacer
  • Tetuán

Pese a que recibe muchos menos turistas, la plaza porticada más grande de todo Madrid no es la Plaza Mayor, sino la de la Remonta, en Tetuán. Situada a escasos metros de la calle Bravo Murillo, sus 11.000 metros cuadrados componen un amplísimo espacio peatonal en el espacio en el que antes hubo un antiguo cuartel de caballería y una cochera de tranvías.

Recomendado
    También te gustará
      Publicidad