Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Madrid icon-chevron-right Los mejores perritos calientes

Los mejores perritos calientes

El reinado de la hamburguesa deja paso a otro clásico americano de la comida rápida

El perro salvaje
Advertising

Tras las hamburguesas, el segundo en el ranking de ‘fast food’ americana ha experimentado un crecimiento más sutil, y por lo tanto más sostenible, en Madrid. Los perritos calientes han ido conquistando poco a poco locales, cartas y hasta puestos callejeros y food trucks. Aquí van algunos de nuestros rincones favoritos para probar los mejores ‘hot dogs’ de la ciudad.

RECOMENDADO: 18 hamburguesas que tienes que probar

El perro salvaje
Cesar Gonzalez
Restaurantes, Hot dogs

El perro salvaje

Centro

Hot dogs y buena cerveza. Hay muchas parejas culinarias en el universo street food pero pocas funcionan tan bien. Es ver una foto de ambas y salivar. Eso es así. El último y minúsculo local superespecializado en el tema está a escasos metros de la Puerta del Sol. Un sitio de paso para una propuesta que se basa en “comer y marchar”. Labrador, pointer, boxer, chihuahua, saluki, chucho y perro salvaje. ¿Y tú de quién eres? Ellos de pan artesanal, de carne 100% vacuno, cocinada al vapor y con un ligero toque ahumado.

Restaurantes, Comida rápida

Feltman’s Hot Dogs

Sol

Se dice que Charles Feltman, un inmigrante alemán que llegó a Nueva York en 1856 con 15 años, fue el inventor del perrito caliente. Y desde entonces, su legado se ha extendido por todo el mundo hasta llegar a este restaurante madrileño que cuenta además con un food truck presente en casi todos los eventos gastronómicos de la ciudad y un pequeño carro con el que pueden presentarse donde menos te lo esperas.

Advertising
Restaurantes, Comida rápida

Paperboy

Chamberí

Amantes de los perritos calientes, ¡tomad nota! Este “perrito bar” de la zona de Azca, capitaneado por el cocinero venezolano Alfonso Bortone, cuenta con una carta selecta pero con ingredientes de todas partes del mundo. Podéis elegir entre una decena de combinaciones posibles, aunque todas se sirven en su pan artesanal. Si un perrito con sus patatas fritas os sabe a poco, también tienen entrantes como jalapeños, aros de cebolla, alitas o incluso gyoza de pollo. El local es pequeño, con taburetes y una barra ideal para comer algo rápido y de calidad antes de volver al trabajo.

Bares y pubs

Cervezas La Virgen

Fuera de Madrid

En su fábrica de Las Rozas, a reventar cada fin de semana, además de tener a mano todo su catálogo, incluidas las cervezas más esporádicas, se pueden degustar varias versiones de sus conocidos perritos. El clásico no falla pero hay material para aventurarse con los toppings. Acompáñalos de una ración de sus patatas gajo y ya tienes montado el almuerzo. 

Advertising
Restaurantes, Española

Sa Brisa

Retiro
4 de 5 estrellas

Donde casi todos los emplatados tienen un atractivo visual evidente, este perrito es uno de los más fotografiables en este restaurante ibicenco (con propuestas que también viajan por el mundo) a orillas del Retiro. Pero no es de carne, el del chef Gonzalo Aragüez es de calamar de potera. Fino, finísimo. 

Bares y pubs

Estocolmo

Malasaña

Perritos calientes al estilo sueco, música de los más variopinta y cócteles para todos los gustos. El Estocolmo es uno de esos bares clásicos de Malasaña, casi de los que no quedan, pequeño, oscuro y estrecho pero que rezuma esa esencia de los que se mantienen fieles a su estilo pase el tiempo que pase. Picantes (si quieres) y contundentes, estos perritos (como el Gran Danesa o el Superfleming, incluso hay para vegetarianos) merecen una visita y ya de paso probad sus mojitos, piñas coladas, margaritas, bloody marys y caipirinhas.

Advertising
Restaurantes, Española

La Gabinoteca

Chamberí

Hasta chefs con estrellas Michelin paran por este local de tapeo lúdico pero con sentido y producto. Un sitio que no defrauda, un éxito ya consolidado (de hecho, la propuesta ha salido fuera de nuestras fronteras, han abierto sucursal en Atenas) y apadrinado por la solvencia del chef Nino Redruello (La Ancha y Las tortillas de Gabino). Dosis de creatividad dentro y fuera del plato para ambiente distendido –idóneo para compartir con amigos-. Su perrito caliente artesanal -ellos mismos elaboran el pan y la salchicha, que acompañan con queso cheddar y cebolla frita- es uno de los mejores de Madrid.

Advertising