Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
Bad Gyal al Primavera Sound 2022
Sergio Albert Bad Gyal al Primavera Sound 2022

Bad Gyal hace subir la fiebre al Primavera Sound 2022

Alba Farelo homenajeó a sus orígenes en un 'show' lleno de coreografía, fuegos artificiales y 'twerking'

Rita Roig
Escrito por
Rita Roig
Publicidad

En el concierto de Dua Lipa del Primavera Sound 2022 podías detectar a los fans de la Bad Gyal. Disfrutaban del sonido de 'Future Nostalgia' pero desde lejos, y miraban la hora para marcharse puntuales hacia el escenario Binance. Alba Farelo los recibió con un traje rosa, moviendo el trasero, a ritmo de ‘Aprendiendo el sexo’.

No fue el primer concierto de Bad Gyal de la mayoría de personas del público. Ahora bien, quizás era el primer concierto de "la más pegá de España" de esta envergadura: un show coreografiado al detalle con fuegos artificiales al nivel del talento, el estilo y la fama del artista. Bad Gyal cantó todos los temas que la definen: la oda a la estética dosmilera 'Flow 2000', la fantasía de venganza de género 'Zorra' y 'Santa María', que subvierte la dicotomía santa-puta que el feminismo tanto ha criticado.

Algunos temas dejaron sonar las voces masculinas de Raw Alejandro u Omar Montes, con las que el artista ha colaborado en temas como 'Zorra' y 'Alocao'. Aunque esta decisión permitía a Bad Gyal desplegar su arsenal de coreografía sobre el escenario, era completamente innecesaria. La artista brilla por sí sola y, como soltaba una chica del público, "sabe mal, porque lo único malo de Bad Gyal es que hace remixes con pavos".

Antes de la traca final, Alba Farelo hizo un 'mash-up' homenaje a sus orígenes y, por tanto, a sus canciones en catalán. Los sonidos de 'PAI' e 'Indapanden' –temas de 2016 de una rabiosa actualidad y de vanguardia estética– se fusionaron con la letra de 'Yo sigo igual': “Jo estava molt perduda quan em vaig posar a cantar / Jo em sentia una merda, ara sóc un exemple / Només arribar a casa amb roba per totes les nenes”. 

El escenario quedó negro y, cuando pensábamos que 'Nueva York' sería la última canción del concierto, las fuentes de luz se encendieron y la pantalla mostró un primerísimo plano del 'twerking' de Bad Gyal. Las primeras notas de 'Fiebre' fueron suficientes para hacer enloquecer al público, que gritaba la letra mientras ella se movía sobre el escenario y nos cantaba que cuando baila, nos volvemos locos.

NO TE LO PIERDAS: La guía más completa del Primavera Sound

Lee el número de junio de Time Out Barcelona con entrevistas, reportajes y las mejores recomendaciones de ocio y cultura de la ciudad

Últimas noticias

    Publicidad