Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Barcelona icon-chevron-right ¡Un restaurante con un circo dentro!
Noticias / Comer

¡Un restaurante con un circo dentro!

Cirkuzland
Cirkuzland

Vuelve a la vida uno de los locales más emblemáticos y singulares de Barcelona: en Comerç, 24 -la dirección, no el restaurante con que Carles Abellan revolucionó la tapa de alta cocina- acaba de abrir Cirkuz Land, un restaurante y club nocturno que propone la fusión de cocina de mercado, coctelería de autor y números de circo de alto nivel

Según explica una de los socios, Juan Carlos Muñoz –también director artístico del local, y con una experiencia en el mundo del circo que incluye el Cirque du Soleil y el Premio Totó del Festival de Circ Elefant d'Or– "tenemos la suerte de poder ofrecer una mezcla de gastronomía y circo que apunta a  los cinco sentidos en un de los espacios más espectaculares de Barcelona"

Vuelve la luz a Comerç, 24

El restaurante, en los bajos de una casa señorial del Born, cuenta con dos ambientes: un chill-out con referencias visuales al mundo árabe y un restaurante en el que se desarrolla el grueso del espectáculo. Y lo más interesante, según Muñoz, es que estamos ante el primer local de hostelería de Barcelona con "espectáculo circense continuo. De martes a domingo esto se convierte en un espacio performático y de creación, sin una línea definida, en constante renovación cada dos semanas". Y destaca que podremos ver a artistas de circo de primer nivel emplearse a fondo en "trapecio, 'pole dance', telas, aro... y también payasos, que transitan por la cocina, las barras y entre el público, sin que ello obstaculice el desarrollo de la comida o el tomar unas copas"

De hecho, la joya de la corona se trata de "una barra hidráulica de coctelería que en el momento álgido de la noche se dobla, se eleva y se convierte en un escenario capaz de soportar más de dos toneladas, y donde se pueden ver números de riesgo", explica el director artístico. A cargo de los tragos está Marc Roura, quien fue director de coctelería de El Nacional, y los chefs Ivan Ríos y Marco Mendoza proponen una carta de cocina de mercado y toques de autor "para cenar bien por 20 o 25 euros, y tomar unas tapas por 15", con platos como el magret de pato lacado en salsa 'hoisin' y la merluza con costra de almendra. 

Mejor acróbatas en la barra que chicarrones con lanzallamas en la entrepierna, la verdad

 

Mejor acróbatas en la barra que chicarrones con lanzallamas en la entrepierna, la verdad

 

Muñoz deja claro el carácter inclusivo y accesible del nuevo local: "Hay espectáculos de circo a partir de la hora de apertura, las 7 de la tarde, y los fines de semana programaremos sesiones matinales. Los espectáculos son sin texto, por lo tanto son aptos para un público internacional". Después de la vuelta a la vida del London Bar, estamos ante el segundo club circense de Barcelona. 

Advertising
Advertising