Time Out en tu buzón de entrada

Buscar

Razones para votar el 24-M

Por
Andreu Gomila
Publicidad

Este domingo los barceloneses elegiremos quién será nuestro alcalde los próximos cuatro años. Él/Ella y su equipo de gobierno decidirán hacia dónde debe ir la ciudad, en qué se inviertirá nuestro dinero, qué equipamientos culturales necesitamos, qué cosas serán prioritarias. Así que no vale distraerse. Pero si necesitas un empuje para salir de casa este domingo, te damos unas cuantas ideas:

 

1. Tienes tantas opciones que te faltan margaritas: nunca en la vida habías podido votar tantas candidaturas con opciones de ganar. De hecho, las encuestas dicen que al menos tendrán que pactar dos para formar gobierno. Así que no pienses, en ningún caso, que tiras tu voto. Quizás eliges una opción minoritaria y resulta que es capital para hacer alcalde a alguien.

2. Tienes una (nueva) excusa para ir a tomar el vermut: las previsiones meteorológicas dicen que el próximo domingo hará 20 grados y sol. Vaya, un día espléndido para asaltar la calle y... ¡tomar un vermut! Ya sabemos que no necesitas excusas para quedar con la familia y/o amigos para ponerte las botas antes de comer. Pero este domingo, además, podrás hablar de algún tema más.

3. Te podrás compadecer de tu vecino al que le ha tocado estar en la mesa electoral: cuando vas a votar siempre miras la gente que le ha tocado estar en la mesa con cara de pena. Rollo, pobrecitos, todo el día aquí. Pero imagínate que te encuentras al vecino tiquismiquis que no te deja dormir. Por una vez, sentirás un poco de pena por él.

4. Te encontrarás gente que hace tiempo que no ves: es un clásico del día de las elecciones. "Ostras, ¿vives en el barrio?", preguntas. "¡Hace tres años!", te dice. "No tienes Facebook, ¿verdad?". Y así hasta la eternidad. Quizás aquel compañero de escuela con quien quedabas para jugar a los clicks vive a dos calles de tu casa y no lo sabías. ¡Nunca es tarde para reencontrar una amistad!

5. Podrás quejarte cuando el nuevo alcalde la cague: si no votas y levantan las terrazas de tu plaza preferida, no te quejes. Tuviste tu oportunidad de decir algo y ahora el nuevo alcalde te hace la puñeta y tienes que cambiar de bar. Mala suerte, chato.

6. Podrás pasar la tarde del domingo sin melancolía: no hay nada más triste que la tarde-noche del domingo, cuando recuerdas que el lunes por la mañana te tienes que levantar temprano. Pero este domingo tienes la excusa perfecta para seguir los resultados electorales en la tele, la radio, en twitter... Seguro que te reirás (seremos malos) con las caras de los perdedores...

7. Conviértete en trending topic: afila tu ingenio, saca el diablillo que llevas dentro y... dispara. La noche electoral es perfecta para darte a conocer en las redes sociales y convertirte en una celebridad. Existe el hashtag de algún partido que se presta a decir muchas travesuras.

8. Sabrás de qué color es tu barrio: saldrás de dudas y sabrás a ciencia cierta si allí donde vives son de derechas o de izquierdas. Es uno de los momentos más duros o dulces de la noche electoral, esto de comprobar qué vota la gente de tu calle. Siempre estás a tiempo de cambiar de barrio...

9. Sal a celebrar la victoria o apaciguar la sed de la derrota: ganes o pierdas, una vez sabidos los resultados, tienes una oportunidad de oro para descubrir tu ciudad un domingo por la noche... Y poder llegar tarde a la trabajo. "Estaba triste porque los míos no han ganado", puedes decir en el curro. O: "¡Tenía que salir para celebrar que los míos han ganado!". Seguro que cuela. ¡Todo sea por la democracia!

Últimas noticias

    Publicidad