Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
Esta terraza con vistas a la Gran Vía se puede reservar en Airbnb
AirbnbEsta terraza con vistas a la Gran Vía se puede reservar en Airbnb

¿Un Airbnb en Gran Vía? No, ¡ocho!

Te contamos dónde alojarte en la Gran Vía, el lugar de Madrid donde la vida nunca duerme

Escrito por
Time Out Madrid editors
Publicidad

Si hay un lugar de esta ciudad en el que todo pasa y por el que todos pasan, esa es la Gran Vía. Puedes pasear por Atocha, perderte por el centro, bajar revoluciones en Chamberí o salir por Chueca. Ahora bien, solo podrás tomarle el pulso a Madrid recorriendo de arriba abajo su calle más mítica. Si encima, ya te quedas a dormir aquí, la inmersión será completa. Por ello, hemos seleccionado nuestros Airbnb favoritos de Madrid en la Gran Vía.

RECOMENDADO: Los mejores Airbnb en Madrid.

El mundo a tus pies
Airbnb

1. El mundo a tus pies

¿Sabes esas estatuas de la Gran Vía que están en las alturas y por las que todo el mundo te pregunta? Probablemente no sepas de lo que te estamos hablando ya que suelen pasar desapercibidas. Ahora bien, la cosa cambia si la pregunta te la hacemos después de alojarte en este apartamento. Ubicado en un noveno piso, te codearás con estas esculturas. También podrás presumir en tu Instagram de estar gozando de las que probablemente sean unas de las mejores vistas de la ciudad. A un lado, la Gran Vía; al otro, el Madrid de los Austrias. Podríamos entrar en detalles sobre el alojamiento, pero sabemos que toda tu atención está ya en su espectacular terraza y en el festival que es Madrid contemplado desde arriba.

Cuando correr las cortinas es todo un espectáculo
Airbnb

2. Cuando correr las cortinas es todo un espectáculo

Concretamente, el de ver la Gran Vía y su trasiego de vehículos y personas en acción. Imagina contemplarlo, además, desde la comodidad y el confort de una amplia cama, de esas de colchón firme, mullidos almohadones y suaves sábanas. Por si esto no fuera suficiente, este apartamento presume de espacios diáfanos vestidos de un diseño moderno. Espera, que todavía hay más. Y es que en la planta 12 del edificio en el que se encuentra, podrás acceder a su gimnasio y, con ello, a la posibilidad de mantener tu rutina deportiva incluso estando de viaje. Una más arriba, en la 13, te espera una piscina con jacuzzi. Al final, va a ser verdad eso que dicen que “de Madrid al cielo”.

Publicidad
Un jacuzzi en la Gran Vía y un atardecer sobre el Palacio Real
Airbnb

3. Un jacuzzi en la Gran Vía y un atardecer sobre el Palacio Real

Sabemos que estos dos datos por sí solos ya han bastado para captar tu atención, que te estás imaginando en esa terraza, jacuzzi climatizado en marcha y burbujas por doquier, haciendo tiempo para que el día pase e ir a contemplar cómo el sol se pone sobre el Palacio Real. Sabemos también que para conquistarte no haría falta que te habláramos de que aquí se han mimado los detalles. ¿Cómo? Por ejemplo, el suelo del salón es de madera natural tallada a mano, los baños son de mármol, los colchones son de los que te atrapan con su comodidad y las dos sillas que hay junto a la ventana no están puestas ahí por casualidad: están para que tengas primera fila al espectáculo del atardecer.

Alejarse del mundanal ruido era esto
Airbnb

4. Alejarse del mundanal ruido era esto

La plaza de Callao, a tus pies. A tu espalda, una cama deshecha. Entre medias, tú en tu terraza privada y café en mano humeante. Asomarte al mundo a tu ritmo, eligiendo la dosis de bullicio en cada momento, es posible desde este ático situado en el corazón de Madrid, a un paso de la Gran Vía y a dos de la Puerta del Sol. Mientras la vida vuela a ras de suelo, en las alturas de este ático se respira calma, tranquilidad y sosiego. Recuerda, el ritmo lo marcas tú y quien te acompañe en esta escapada. Y es que, por sus dimensiones, este alojamiento es perfecto para dos viajeros.

Publicidad
Tranquilidad de diseño en el centro de la ciudad
Airbnb

5. Tranquilidad de diseño en el centro de la ciudad

No te creerás que estás durmiendo junto a la Gran Vía. Su bullicio desaparecerá en el momento en que cierres los ventanales de tu balcón y te sumerjas en la tranquilidad de este apartamento de diseño. Presume de buen gusto y de ser ese lugar que uno busca en cualquier viaje para crear recuerdos bonitos. Te gustará el azul de su sofá, los dibujos del papel pintado de sus paredes y los detalles de sus cuadros. También la comodidad de un lugar pensado para acoger a cuatro viajeros. El resto lo pone la ubicación: tendrás el centro de Madrid, desde la Puerta del Sol hasta Malasaña, pasando por Plaza de España, la Cibeles o Chueca, a un paseo de distancia.

El salón en el que serás feliz
Airbnb

6. El salón en el que serás feliz

Tiene una ducha con vistas, una cama en la que hacerse fuerte y de la que no salir nunca y una cocina que pide a gritos que desempolves tus dotes culinarias. Ahora bien, nada de esto le hará falta para atraparte una vez descubras su increíble salón de generosos ventanales. Será llegar, sentarte en ese inmenso sofá, sentir la luz natural entrando a raudales y bañándolo todo y empezar a deleitarte con el espectáculo de la Gran Vía ante ti. Cuando te animes a salir, cerca, muy cerca, te espera Plaza de España, los atardeceres del Templo de Debod, y la majestuosidad del Palacio Real y de la Catedral de la Almudena.

Publicidad
Un mirador sobre Madrid
Airbnb

7. Un mirador sobre Madrid

¿Sabes esos miradores en los que uno coge altura y se encuentra con la ciudad extendiéndose ante sí? Nos referimos a esos lugares en los que hay letreros que te indican, punto por punto, qué son esos edificios que estás viendo. Este apartamento bien podría ser uno de esos miradores a los que uno sube para maravillarse con la belleza de los destinos que visita. Las vistas desde sus balcones son la prueba de ello. Un mar de tejas rojas y azoteas blancas, salpicado por las siluetas del Palacio Real o la Catedral de la Almudena, ocupará todo tu campo de visión. De puertas para adentro, lo cuqui hecho decoración: sillas de mimbre, suelos que simulan ser hidráulicos, botecitos de chucherías y cuadros de bonitas ilustraciones.

Una buhardilla para tocar el cielo
Airbnb

8. Una buhardilla para tocar el cielo

Dicen que al lugar en el que has sido feliz no debieras tratar de volver. Lo dicen porque no han estado en esta buhardilla desde la que uno siente que puede tocar el cielo de Madrid. Bueno, quizá tocar es pasarse; pero contemplarlo desde el salón o desde la cama con solo levantar la vista, sí. En este ático, con capacidad para cuatro viajeros, la vida se disfruta con la tranquilidad de saber que todo lo que puedes querer de la ciudad te pilla a mano. Y es que desde este Airbnb, situado junto a la Gran Vía, solo necesitarás dar unos cuantos pasos para irte topando con la monumentalidad que Madrid tiene para ti.

Recomendado
    También te gustará
      Publicidad