Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
Sol de medianoche
Jari Romppainen. Visit Finland

Destinos increíbles y sin playa para que las vacaciones de este verano sean diferentes

Aquí va una selección de lugares para vivir un verano atípico, fresco y sin salir de Europa

Escrito por
Noelia Santos
Publicidad

Cuando soñamos con las vacaciones de verano, lo más típico es pensar en sitios que tengan playa para pasar unos días tostándonos al sol. Pero no es la única opción: hay destinos que, sin estar ni siquiera cerca de la costa, son una grandísima alternativa: hacer senderismo, subir una montaña, ver el sol que nunca se pone... Son los típicos destinos de invierno que, de repente van y también te sorprenden en verano. 

RECOMENDADO: Si prefieres quedarte en España, aquí van 13 escapadas singulares

Islandia
WeRoad

1. Islandia

Con más de 20 horas de luz solar y una temperatura media de 12 grados centígrados entre mayo y agosto, ¿por qué no poner un pie en la isla del hielo y el fuego? Cinco días pueden ser suficientes para descubrir sus encantos con temperaturas sobre cero (a diferencia de los -10ºC que se alcanzan en invierno): caminar por la capital de las fachadas de colores, Reikiavik; descubrir la montaña Kirkjufell, en la península Snæfellsnes, una de las más fotografiadas del país (para llegar a ella, playas de arena negra, faros, acantilados y campos de lava solidificada), adentrarse en el 'Círculo dorado', una zona que concentra algunas de las maravillas de la naturaleza islandesa más espectaculares (desde el Geysir, el geiser más antiguo conocido y que da nombre al fenómeno, a la cascada Gullfoss, la más bella de Islandia) o darse un baño termal en las aguas de Blue Lagoon. Y esto solo en cinco días exprimidos al máximo; agencias como WeRoad lo hacen posible. 

Andorra
Gustavo Subilibia

2. Andorra

El Principado es uno de esos destinos que este año ha decidido salir de su zona de confort y pasarse al verano. El país de los Pirineos, en los que en invierno se practica mucho esquí, cuenta con 468 kilómetros cuadrados de naturaleza (el 90 por ciento de su superficie es natural) con 21 puertos 'sin mar' (subirlos en bici es una idea), más de cien senderos de montaña (puedes encontrarte hasta con marmotas) y mucho bienestar: desde los circuitos wellness en Caldea a los baños de bosque (los japoneses lo llaman 'shinrin-yoku') o las terapias mindfulness al aire libre. Quienes viajen en familia, pueden iniciar a los más pequeños en el senderismo en el bosque de los Menairons, subirles a una tirolina o engatusarles para localizar a los Tamarros, los seres mágicos que se esconden en los bosques de Andorra. ¿Más? El regreso de El Cirque du Soleil, que vuelve a Andorra con un nuevo espectáculo, MŪV, después de una asuencia de dos año. Será a partir del 2 hasta el 31 de julio de 2022. 

Publicidad
Laponia
Harri Tarvanien. Visit Finland

3. Laponia

Además de ser la casa de Papá Noél, la Laponia finlandesa es una región mágica en verano, aunque mucho menos conocida que durante el invierno. Si durante los meses más fríos las auroras boreales son el tesoro que todos quieren cazar (verlas en movimiento es una de las experiencias más mágicas que se pueden vivir en la vida), el verano es el momento del sol de medianoche que, por aquí y en estas fechas, nunca se pone. Contemplarlo desde una canoa es una de las rutas que se pueden hacer este verano. De hecho hay una ficial, la Midnight Sun Canoe Route, y aunque tiene unos 160 kilómetros en total (no es necesario hacerlos todos), es adecuada tanto para principiantes como para entusiastas del remo con experiencia. Por si esto no fuera ya suficientemente mágicio, durante el recorrido se pueden hacer varias paradas para descansar e incluso hacer fogatas.

Ginebra
Geneva Tourism

4. Ginebra

La ciudad de las mil caras resurge este verano con iniciativas que quieren que nos olvidemos, aunque sea por un rato, de su faceta más financiera y política. Y quizá el reclamo más llamativo sea su playa urbana de Eaux Vives, una porción de arena ganada al lago más grande de Europa central, el lago Leman, en 2020 y que, por razonas obvias, este año está casi de estreno. Y ya que estás, adentrarse en la cuna de la relojería suiza de lujo (ofrecen talleres para que el viajero se fabrique su propio reloj), conocer la manufactura de los bolígrafos de diseño más famosos del país o degustar el chocolate típicamente suizo en las mejores chocolaterías de la ciudad con un pasaporte personalizado (el 'chocopass'), son solo algunas de las iniciativas previstas para este verano en su faceta de 'resort city', muy alejada de la imagen 'business' más tradicional. 

Recomendado
    También te gustará
      Publicidad