Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Barcelona icon-chevron-right Arume

Arume

Restaurantes, Cocina creativa El Raval
Recomendado
4 de 5 estrellas
Arume
1/4
©MariaDiasArume
Arume
2/4
© Ivan GiménezArume
3/4
4/4

Time Out dice

4 de 5 estrellas

¡Ojo! Nos esforzamos para informar con precisión. Pero estos son tiempos inusuales, así que, por favor, confirma que este local aún está abierto.

Me lo habían dicho, pero no me lo acababa de creer. El restaurante Arume está situado en los bajos del edificio donde nació mi padre, en la calle de Botella, en pleno Barrio Chino. Que recuerde, el portal por donde se entra al restaurante daba a la entrada de la casa de una señora que estaba como las maracas de Machín y se relamía de gusto asustando a criaturas como yo. Eran tiempos de orines y vómitos en la calle, y las paredes aún tenían el color de la posguerra.

El Arume es un símbolo de los tiempos. Un restaurante con una carta de presentación clara: "cocina gallega contemporánea". La estructura del restaurante es laberíntica y llegamos a un altillo, creo, situado al fondo a la derecha, o quizás era la izquierda. Vamos dos, noche de reconciliación, y nada mejor que cenar en las alturas.

Primero, decidimos compartir el cebiche del tío Walter y los langostinos en tempura cítrica, comino y mayonesa de albahaca. Recomiendo que si alguien me quiere hacer caso al pedir, comience por los langostinos. El cebiche, fantástico, fresco, como debe ser, mata el sabor más delicado de unos langostinos crujientes lubricados en la mayonesa, y si los animales han muerto por causa de la gula humana, lo mejor es respetar al máximo su carne. El alma es cosa del cocinero.

De segundo, mi acompañante pide otro entrante. En esta ocasión, un tiradito de salmón semimarinado, hummus picante y lechuga de mar. No le emociona. Me dice que tal vez se ha equivocado, o tal vez, asegura, no es el día adecuado para el salmón. Yo pido un segundo más contundente. La lasaña de pisto de calabaza, leche de oveja, aceituna negra y huevo escalfado es un acierto. La pasta de la lasaña tiene una textura mórbida, y la calabaza liga bien con el resto de producto. Para maridar los ingredientes, el huevo espumado va como una seda. De postre, decidimos compartir una magnífica manzana al horno con curry, pastelito de cerveza negra y crema sabaiona de lima. Para beber, nos hemos dejado llevar por la Estrella Galicia. Hay que volver a Arume. La carta tiene platos interesantes. Por ejemplo, el arroz de pato al horno con pimientos de Padrón o el crujiente de pulpo de Muros con espuma de patata, còdium y ajada.

Más que cocina gallega contemporánea, el Arume me parece un restaurante de cocina gallega que ha viajado, de la mano del cocinero Manuel Núñez, por mil territorios del mapamundi. Un local muy interesante situado en un barrio que necesita locales así. Si me lo hubieran explicado hace 40 años, habría pensado que me estaban tomando el pelo. Por cierto, mi abuelo también era gallego, pero poco contemporáneo.

Por Daniel Vázquez Sallés

Publicado

Detalles

Dirección Botella, 11
Raval
Barcelona
08001
Transporte Sant Antoni (L1-L2)
Precio €€
Contacto
Horas de apertura Cada día de 19.30 a 23.30 h.
También te gustará
    Últimas noticias