Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Barcelona icon-chevron-right Chivuo's: bocadillos 'made in USA' en Barcelona

Chivuo's: bocadillos 'made in USA' en Barcelona

Visitad este gastrobar de Gràcia que combina bocadillos 'made in USA' y cerveza artesana catalana

Por Ricard Martín |
Advertising
Chivuo's
Maria Dias

El bocadillo tradicional 'made in USA', más allá de la hamburguesa, es una cosa que había quedado desierta en Barcelona. Había, porque desde septiembre de 2014 que campa, en la parte más salvaje de Gràcia, el Chivuo's (leer con la tónica en la u). Alejandro Bringas y Juan Andrés Lattuf son venezolanos, barbudos sección 'hipster' y cocineros con experiencia en alta cocina en Barcelona y Estados Unidos. "Nos cansamos de estar en sitios que tenían la estrella o buscaban la estrella -explica Lattuf-. Queríamos hacer algo para quien no tiene 50 euros para gastárselos en una comida: la cerveza y el bocadillo son para el pueblo".

En un espacio bastante grande para hacer quince servicios de golpe, suficientemente pequeño para que ellos dos corten el bacalao desde la cocina y la barra, cocinan solo cinco bocadillos y sirven cinco cervezas. Pero qué bocadillos y qué cervezas. "Si hay que poner una etiqueta, la que nos gusta es 'slow street food'", dice Lattuf. Más que por el rato que se tarda en comer - servicio rápido, mordisco exquisito, visto y no visto- es "por el cuidado y el tiempo que dedicamos a cada producto". Porque su lujurioso bocadillo de 'pulled pork', cerdo rustido y desmigado, en la mano del comensal ansioso -lo confieso- dura siete minutos, pero ha pasado doce horas rustiéndose a baja temperatura.

Prueba antes de pedir
Otros 'hits' de la casa son el de ensalada de atún con cheddar fundido, el también americanísimo Philly Cheese Steak o un bocadillo de influencia latina, con pollo a la brasa y una picada de limón, cebolla y aguacate. Frescura y sabor de parrilla, imbatible en el maltratado terreno del bocata pollo. Hornean sus propios panecillos, y la otra pata del local es la cerveza artesana. Tienen seis tiradores en continua rotación, todos de productores locales. "Para mí la cerveza es muy gastronómica, y en cierto modo se puede cocinar, intervenir en su sabor", reflexiona Lattuf.

Buen detalle: antes de gastarse los tres euros y poco de una Edge Brewing barcelonesa, puede probar un chupito para ver si te gusta. También vale la pena preguntar por el bocadillo de temporada, que no sale en la pizarra. En Estados Unidos, se ve, dice que sí que funciona la meritocracia. Quizá por eso, sin haber hecho publicidad, Chivuo's ya dispone de un flujo continuo de yanquis que, de cinco en cinco, se sientan y piden bocadillos a mansalva (por cierto, las patatas, buenas, están incluidas). ¿Os habíamos dicho ya que es mentira que los americanos no saben comer?

Imprescindibles

Chivuos pulled pork
Maria Dias

Pulled Pork

Réplica del bocadillo del sur de Estados Unidos, hecho con cerdo catalán rustido con especias durante 12 horas. El producto es bueno, y sale oro, con salsa barbacoa y cebolla confitada con cerveza. ¡No es un bocata, es un delito!

Chivuos cheese steak
Maria Dias

Philly Cheese Steak

Otro clásico norteamericano, en este caso más llevado al terreno propio. Rosbif que ha sido salteado con cebolla con canela, va cubierto de queso provolone fundido y un alioli de hierbas. Mmmm...

Advertising
Chivuos cheesecake
Maria Dias

Cheesecake

Postres de primera calidad a precio 'low cost': 2 euros. El cheesecake, como la cerveza, lo sirven en un pote de mermelada, que es la marca de la casa. Al mismo precio, brownie y crumble de manzana.

Más información

Restaurantes, Cocina de los nativos americanos

Chivuo's

Vila de Gràcia

Pronunciad Chivúos, con acento en la 'u'. Este bar, todo de madera y acogedor, es el invento de dos cocineros barbudos y venezolanos, con experiencia en Estados Unidos y en la alta cocina catalana. El concepto es sencillo, pero llevado a cabo con talento y personalidad: cinco bocadillos de recetas norteamericanas que van más allá de la hamburguesa, y cinco tiradores de cerveza artesana local. Un ejemplo: el portentoso bocadillo de 'Pulled pork', cerdo asado y especiado durante doce horas, con salsa barbacoa y cebolla confitada. Su cheesecake, servido en un tarro de mermelada, vale una cata y dos. Lo hacen bien: hay que apartar la clientela yanqui para sentarse.

También te gustará

Bocadillos de vicio en Barcelona

Aunque parezca sencillo, hacer un buen bocadillo, diferente, elaborado y con buenos ingredientes, no es una medalla que se pueda colgar cualquiera ¿Crees que falta algún lugar de bocadillos importante? Dínoslo en los comentarios de abajo. El Kiosko Brad Ainsworth, el chef que propulsó la hamburguesa gourmet en Barcelona con el minúsculo Bacoa, también abrió Kiosco, el mismo concepto pero un espacio más amplio y cómodo, abierto a la calle. Probad cualquiera de sus deliciosas recetas y la salsa especial chutnet con sus patatas caseras y ya me diréis. Can Conesa Es un clásico capaz de provocar largas colas en la plaza de Sant Jaume. Sus bocadillos lo merecen, probad el caliente de roquefort, el de cocido y salsa de Marta y los frankfurts, también para celíacos. Carrot Café El lugar definitivo de bocadillos de Sant Martí: disponen de cuatro tipos de panes distintos hechos a medida, que se aplican en recetas tan sugerentes como el de atún a la plancha con mahonesa de wasabi, o un muy catalán bocadillo de pan de coca con butifarra negra y alioli. También hacen hamburguesas, buenas y generosas, y tienen una carta de más de 40 cervezas de todo el mundo. Y un pastel de zanahoria casero, claro. Sagàs Los hermanos Rovira, con estrella Michelin en el restaurante-masía Els Casals de Sagàs, se han instalado en Barcelona. Practican el noble arte del bocadillo gourmet, relleno de la carne y la verdura que ellos mismos producen en su granja del Bages. Merece la pena probar delicatessen como e

Restaurantes, Hamburguesas

Hamburguesas que debes probar

¿Estáis agobiados ante tanta hamburguesa 'premium'? Aquí tenéis 13 propuestas para acertar de verdad Son las más nuevas, las más deliciosas y las más sexys... Las hamburguesas han conquistado Barcelona y ya no hay local que quiera aspirar a ser algo que no incluya alguna en su carta. Con las de esta lista, tocaréis el cielo. La Santa Después de morir de éxito, el bar de bocadillos argentinos El Santo del Born se ha convertido en La Santa. Allí manda “la hamburguesa tranquila”, dice el nuevo propietario, Quim Milla. Y muy sustanciosa, añado yo. La estrella es la ternera de Nebraska, paseada, gustosa. La cortas por la mitad y tienes un primero y un segundo en el que 200 gramos de bovino, al punto, pastorean por una escalivada que gotea y se calienta con gusto con el doble de emmental. DF Burguer En esto de la hamburguesa, lo que importa es encontrar el toque diferencial a base de implementar toques de calidad. Y los de TimesBurg saben de esto. Después del buen resultado obtenido en la calle Londres, han abierto casa en Poblenou y el éxito ha sido fulminante: hasta el punto que se forman colas de diez minutos antes de que abran. Su fórmula es piedra volcánica sin ser demasiado ahumada, y patties gruesas de 200 gramos, con combinaciones de lo más acertadas: la de chile chipotle, cilantro, cheddar, jalapeños, nachos troceados y lechuga es un buen ejemplo. Recomendable: escoged el pan andaluz de mollete. Burguer Bull Hay entretenimientos que piden a gritos ser un plato principal:

Advertising

Los mejores bocadillos de butifarra

Los bares y restaurantes donde sobresale la salchicha catalana Butipà Buena iniciativa: esta 'butigueta' ofrece sabrosos bocadillos de butifarra con DO de Osona, con muchas variedades: de setas, con especias, con pisto, con un pan de panecillo blando pero consistente, en las antípodas del chicle del pan de frankfurt y una salsa casera. Muy recomendable. Butikfarra ¿Es, la butifarra, una de las grandes fes catalanas? Estamos de acuerdo en que sí, y de las que se hacen y se deshacen, y para asegurar la salud de un producto tan nuestro y demostrar que tiene tantas vidas como su prima, la hamburguesa, en Barcelona han abierto un restaurante llamado Butikfarra, un nombre que no da pie a malentendidos.A diferencia de muchos restaurantes especializados en hamburguesas, la estética del Butikfarra no invita a marcharse con el trozo de carne colgando entre los dientes, y, oh milagro, no huele a aceite requemado. En Butikfarra, el tratamiento del producto estrella es cuidadoso, incluso parece que quieran extraer elixires secretos de él. "Butifarra de cerdo Duroc con tocino con pimienta y cebolla crujiente", "butifarra de cerdo Duroc con espinacas tiernas, queso de cabra e higos secos con Pedro Ximenes", "butifarra de ternera con escalivada y cogollos a la brasa", "butifarra de ternera con pimiento frito, cebolla confitada y queso cheddar", "butifarra frita con cebolla confitada y alioli de membrillo", "butifarra del perol con pisto y champiñones", "butifarra de arroz negro y sepia con a

Delicias para comer con las manos

Empanadillas, piadinas, arepas… no encontraréis ni un bocadillo en esta lista donde sobran los cubiertos Las Empas Este local de comida rápida está especializado en empanadas, quieren demostrar que en todo el mundo se hacen buenas, además de las argentinas. Y proponen a la clientela que publiquen su receta favorita en el Facebook de Las Empas: la que tenga más 'likes' entrará en la carta. Su aspecto es de las clásicas empanadillas congeladas de supermercado, pero hechas a mano y caseras. ¿Algunos sabores? La catalana, de escalivada caliente, o la siciliana, con carne picada de ternera, cebolla, orégano, pasas, piñones y tomates secos. Un lugar ideal para coger la comida y pasear por Gràcia. La Taguara Se dedican, en exclusiva, a hacer y vender la arepa, el bocado venezolano callejero por excelencia. En un ambiente de lo más cuidado y moderno, por cierto. La arepa es una especie de bocadillo hecho con masa de trigo dura y compacta, rellena con ingredientes como frijoles y carne mechada. Tienen de muchos tipos y son muy recomendables. Si no las habéis probado nunca, os parecerán que están a medio camino entre el taco y la cocina cubana. L'Angolino Focacce Las hermanas Blescia, Imma y Teresea –italianas de la Basilicata– han convertido una antigua tienda de piensos en algo mucho más agradable y sabroso: una focacceria donde hacen las recetas de la abuela. Sus focaccias son muy esponjosas y llevan mucha agua, pero no hasta los extremos de aquellas de franquicia que parecen cojine

Advertising