0 Me encanta
Guárdalo

Las mejores piscinas de Madrid

Naturales, en azoteas de hoteles o municipales, elegimos nuestras piscinas favoritas para darnos un chapuzón y refrescarnos en verano

Antes de poder escaparnos a la playa nos toca soportar el calor desde Madrid. Ya sea porque trabajamos o porque aún no hemos podido coger unos días libres, tenemos que aguantar temperaturas de más de 30 o 35 grados día y noche. Por eso las piscinas se vuelven un bien tan necesario en estas fechas. Desde las más naturales situadas en plena sierra como las más exclusivas de los mejores hoteles o las municipales, mucho más económicas, todas nos sirven para darnos un chapuzón y dejar de sudar por unas horas. ¡Aquí van algunas de nuestras favoritas!

Las Dehesas

Las Dehesas

En Cercedilla se encuentra uno de los lugares más frecuentado por los madrileños en la época veraniega. En el propio Valle de Fuenfría encontramos las piscinas, que en realidad son pequeñas pozas situadas en el transcurso del Arroyo de la Venta. Fueron creadas en el año 1978 y aunque ahora su agua está tratada con cloro, al principio eran totalmente naturales. El complejo recreativo de Las Berceas cuenta también con un bar merendero, zonas de césped, baños, vestuarios y una enfermería. Abre hasta 31 de agosto de 10 a 20 h y la entrada cuesta 5,50 € los días laborables y 6,50 € los sábados, domingos y festivos. Los niños menores de 14 años y los mayores de 65 pagan 3,50 €.

Hotel Emperador

Hotel Emperador

El Emperador forma parte del skyline de la Gran Vía y volvió a estar en el candelero tras la boda de los mediáticos Mario Vaquerizo y Alaska en su azotea. Su piscina ubicada en la décima planta es la más grande Madrid y está abierta de 10 h a 21 h (hasta las 20 h en mayo). Es gratuita para clientes y para el resto tiene un coste de 40 € de lunes a jueves y 55 € viernes, fin de semana y festivos. A partir de las 14.30 h de lunes a jueves hay una opción para disfrutar de la piscina con un menú incluido por 55 € o si lo prefieres siempre puedes disfrutar de sus cócteles y bocados gourmet. También hay un bono para reincidentes por 180 € (de lunes a jueves).

Advertising
Rascafría

Rascafría

En el Valle del Paular se encuentran las piscinas naturales de Rascafría. Su agua es tan cristalina que se puede contemplar el fondo sin ninguna dificultad, aunque es difícil aguantar mucho tiempo dentro de ella porque está muy fría. La zona está dividida en tres piscinas ubicadas en el cauce del río Lozoya, con amplias praderas verdes que se llenan de familias y grupos de amigos cada verano. La entrada es libre y gratuita y el precio del aparcamiento es de 5 € por coche y día. Abre todos los días durante los meses de verano de 9 a 22 h y tiene mesas, kioscos, aseos y papeleras. Una gran opción para disfrutar de un baño en plena naturaleza.

Hotel Santo Domingo

Hotel Santo Domingo

Este ‘roof top’ con vistas al Madrid de los Austrias ofrece la posibilidad de bañarte con agua salada, fuente de cortina para masajear cuellos contracturados y un chorro de agua interior para hacer largos a contracorriente. Está abierta de 11 h a 20.30 h. y es gratuita para clientes. Si te apetece ponerle la guinda a un día piscinero de nivel pídete un rico mojito y un pintxo diseñado por Arzak. ¿Alguien da más?

Advertising
Riosequillo

Riosequillo

En Buitrago de Lozoya encontramos una de las piscinas naturales más grandes de todo Madrid. El agua le llega directamente del Embalse de Riosequillo. La piscina natural tiene cerca de 4.500 metros cuadrados y a pesar de que su agua está tratada con cloro sigue estando igual de fría que la del río. El complejo cuenta además con zonas de descanso y merendero, baños, vestuario, un chiringuito, pista de fútbol sala y baloncesto y un área de juegos infantiles. Abre desde mediados de junio hasta finales de agosto todos los días de 11 a 21 h menos los lunes. La entrada cuesta 3,50 € los adultos en fin de semana (3 € días laborables) y 2 € los niños.

NH Eurobuilding

NH Eurobuilding

La terraza de este hotel forma parte de un Club de Playa. Se trata de un enorme espacio flanqueado por plantas y flores donde puedes tomar el sol y relajarte en una tumbona. El coste por un día son 22 € para los clientes y 50 € para el resto. Por si esto fuera poco, cuenta con uno de los mejores centros de bienestar de la capital, el Metropolitan Fitness Center & Spa y una oferta gastronómica impresionante: DiverXO (tres estrellas Michelin), DOMO by Paco Roncero y Diego Cabrera y 99 Sushi Bar.

Advertising
Hotel Indigo

Hotel Indigo

Es uno de los miradores más codiciados de la Gran Vía. Y no solamente porque cuenta con una piscina para dedicarse al 'dolce far niente', sino porque además ofrecen ricos cócteles y aperitivo by Andrea Tumbarello. Si queréis pasar el día el coste es 50 €, aunque por la noche el acceso es libre y puedes tomarte algo en el bar. Los fines de semana organizan la sesión Sky Zoo, con DJs en un escenario de lujo.

Parque Deportivo Puerta de Hierro

Parque Deportivo Puerta de Hierro

El Parque Deportivo Puerta del Hierro de unos de los más completos de Madrid y también uno de los más grandes. Con más de 300.000 metros cuadrados de zona verde, en sus instalaciones se puede practicar golf, padel, rugby, tenis, atletismo, tiro con arco e incluso piragüismo. Destaca especialmente su piscina al aire libre, con más de 130 metros de largo, una de las más grandes de Europa. En verano se llena de familias que se alejan del centro de la ciudad para pasar un refrescante día. Cuenta con zona de césped, vestuarios y una piscina de verano infantil. En invierno las piraguas y los kayaks son los dueños del agua.

Advertising
Centro Deportivo Municipal Vicente del Bosque

Centro Deportivo Municipal Vicente del Bosque

En este polideportivo se puede practicar casi cualquier deporte que imagines. Fútbol, balonmano, baloncesto, patinaje, vóley playa, tenis, waterpolo, natación, gimnasia… sus instalaciones ocupan más de 70.000 metros cuadrados. En verano, sus dos piscinas de 50 metros y su piscina infantil atraen a familias y grupos de amigos que aprovechan para darse un baño con las Cuatro Torres de fondo o para refrescarse a la sombra de las sofocantes temperaturas estivales de Madrid.

Gymage Lounge

Gymage Lounge

Los Antiguos Cines Luna han sido reconvertidos en un ‘lounge resort’ que incluye un amplio gimnasio, un restaurante, un espacio para eventos y una impresionante terraza desde la que contemplar las calles de Malasaña mientras te refrescas en su piscina. Con cierto aire futurista, el ático de este innovador edificio cuenta con una barra de cócteles, cafés y batidos para disfrutar a cualquier hora del día y en cualquier época del año ya que tiene un sistema de climatización perfecto para el invierno.

Advertising
Mostrar más

Críticas y valoraciones

0 comments