The rainbow is gone

Museos e instituciones, Arte y diseño
0 Me encanta
Guárdalo

Fiel a su búsqueda de la belleza a través de estéticas deformadas en 'The rainbow is gone', Miguel Leal reinventa contundentemente su capacidad de expresión y nos muestra una reciente obsesión por el minimalismo. Las explosiones de color se sustituyen por el blanco más absoluto, las emociones crudas son ahora conceptos simplificados. Su discurso se ha vuelto, en esencia, mutación, surrealismo y distorsión hasta la mínima expresión. El uso del collage, el spray, la brocha, el acrílico, la cinta adhesiva, las ceras y el rotulador crea universos aislados en espacios vacíos.