I love TV

Teatro
  • 2 de 5 estrellas
0 Me encanta
Guárdalo
I love TV
Pablo Lammers

Dir: Cristina Clemente y Carles Mallol. Con: Francesc Ferrer, Alba Florejachs, Sergio Matamala.

La colectividad no funciona. 'I Love TV' es el segundo resbalón del “club” Flyhard –e invitados– después de 'La revolució no será tuitejada'. Igual ha llegado el momento de poner el freno, parar, recapitular e imaginar hacia dónde quiere ir una generación de autores –y allegados– que, por separado, nos habían casi acostumbrado a la confianza ciega por su trabajo. Los motivos del evidente cansancio creativo pueden ser varios, pero difícilmente achacable a la propia estructura dramática de los microrelatos, unidos por una premisa común. Con esos condicionantes, el cine italiano, y sus guionistas, hizo maravillas en los años 60.

En 'I Love TV' se recurre a la faceta más friqui y nostálgica de la oferta televisiva. Un autohomenaje a la niñez y adolescencia de sus autores. Un pozo sin fondo de posibilidades delirantes e hilarantes. Una mina para sacarle punta a la vida y a la tele, y sus inconfesables dependencias. Pero se conforman con masajear sus recuerdos. Todas las historias tienen un arranque prometedor, pero sólo el 'brainstorming' de los guionistas de un 'reality' como 'Gran Hermano', afila el colmillo y lo clava con gusto. También la tragicomedia de la decadencia concentrada y acelerada de un niño prodigio de la tele es placenteramente cruel. Y funciona el monólogo de la mujer que busca integrarse en la sociedad mutando en Homo-APM sin saberlo. Aunque quizá el mérito deba compartirse con la actriz Alba Florejacs, de los tres intérpretes en escena, la única con auténtica vis cómica.

Por Juan Carlos Olivares

Publicado

LiveReviews|0
1 person listening