Time Out en tu buzón de entrada

Buscar
La Rotonda
© Maria Dias

Joyas del Modernismo de Barcelona

Hacemos una ruta por algunos de los edificios más representativos del Modernismo de nuestra ciudad

Publicidad

No es exagerado afirmar que Barcelona es una de las ciudades con más modernismo por metro cuadrado: desde el Instituto de Paisaje Urbano contabilizan hasta 2.200 edificios totalmente modernistas o emparentados estilísticamente con el movimiento. Barcelona es la ciudad de Gaudí, Puig i Cadafalch, Domènech i Montaner y otros arquitectos que defendieron el 'art noveau' en clave local y atesoramos la Casa Batlló, La Pedrera, la Casa Vicens, el Palau de la Música y el Recinto Modernista de Sant Pau. Estas son otras joyas modernistas que debes conocer.

NO TE LO PIERDAS: Las mejores exposiciones de Barcelona

  • Hoteles
  • Hoteles boutique
  • Ciutat Vella

Seguimos la huella de la Ruta del Modernismo y nos adentramos en la calle Sant Pau, en el Hotel España. Si buscas una expresión de modernismo con todas las letras, aquí lo encontrarás: Montaner decoró el hotel, donde brillan los esgrafiados de sirenas que podría haber pintado Ramon Casas y la chimenea de alabastro, hecha por Eusebi Arnau.

Casa Thomas

Casa Thomas

El edificio que Domènech i Montaner concibió para el impresor Josep Thomas se convirtió en una de las mecas del diseño de la ciudad cuando BD Ediciones de Diseño, la empresa capitaneada por Oscar Tusquets y Cristian Cirici, entre otros, instaló su base de operaciones en 1979. La añadimos a la lista de imprescindibles porque es una de las plantas bajas más magnéticas del Eixample.

Publicidad
Casa Planells
  • Lugares de interés

Los atrevidos llaman al timbre de la Casa Planells sin manías para contemplar la escalera o alguno de los interiores de la obra de Josep Maria Jujol (los más prudentes seguramente podrán visitarla en la próxima edición de 48 H Open House). Es un edificio singular, sinuoso y de regusto expresionista hecho en 1924. Algunos expertos lo han calificado de moderno e indican que a Jujol le habrían inspirado las nuevas corrientes europeas.

  • Museos e instituciones
  • Interés especial
  • Dreta de l'Eixample

Catalogado como Bien de Interés Cultural desde 1980, la casa Garriga Nogués es un edificio ecléctico con elementos de inspiración modernista. Obra de Enric Sagnier, destacan las esculturas de Eusebi Arnau, situadas en la fachada, y la gran vidriera de la sala de billar, una evocación paisajística surgida de los talleres de los Rigal.

Publicidad
  • Qué hacer

En 1900 el emblemático empresario farmacéutico Salvador Andreu compraría unos terrenos para edificar una torre: en lugar de eso se construyó La Rotonda, obra de Adolf Ruiz i Casamitjana, que en los primeros tiempos funcionó como hotel. Las amplicaciones posteriores serían obra de Enric Sagnier, a caballo del Modernismo y el Novecentismo, pero el edificio sigue siendo conocido por el templete que corona el conjunto, declarado monumento histórico artístico y local junto con la fachada del edificio.

Casa Comalat
  • Qué hacer
  • Dreta de l'Eixample

En la Casa Comalat coinciden diferentes elementos del modernismo, en su versión más tardía. Encargada a Salvador Valeri y realizada entre 1906 y 1911, es uno de los edificios que menos modificaciones ha sufrido respecto del original y permite contemplar la vistosidad de su fachada. Movimientos ondulantes en la fachada, grandes balcones (con persianas, toda una novedad), más la decoración a base de cerámica y motivos florales.

Publicidad
  • Tiendas
  • Tienda especializada en comida y bebida
  • Dreta de l'Eixample

Nacido como tostador de café y fábrica de barquillos, en 1916 ya se convierte en una tienda de productos de calidad y en 1943 coge las riendas la familia Múrria. Conserva elementos decorativos de la época, como los rótulos y anuncios tintados al fuego, copias de los carteles originales que Ramon Casas hizo para Anís del Mono y Codorniu. Además de su decoración, siguen siendo reconocidos por sus comestibles, hasta 220 especialidades de queso, vinos, jamón...

  • Qué hacer
  • Dreta de l'Eixample

La fundación creada en 1984 por Antoni Tàpies se dedica al estudio de su obra y la apreciación del arte contemporáneo. Ocupa la que fue sede de la editorial Montaner y Simón, uno de los primeros ejemplos del modernismo en combinar ladrillos a la vista y hierro. En un acto polémico, Tàpies coronó el edificio con su obra 'Núvol i cadira', una escultura ingrávida.

Recomendado
    También te gustará
      Publicidad