Global icon-chevron-right España icon-chevron-right Barcelona icon-chevron-right Los patios más bonitos de Barcelona

Los patios más bonitos de Barcelona

Bares, restaurantes, cafeterías, hoteles y centros culturales que esconden patios de sueño

Hotel Brummell
© Christian Schallert Hotel Brummell
Por Erica Aspas |
Advertising

Espacios mediterráneos por excelencia, los patios ofrecen aire libre en ambientes resguardados y con personalidad. Hemos paseado por la ciudad para encontrar estos 20 rincones que invitan a disfrutar de la vida al raso.

Para tomar algo

Be The Store
©Iván Moreno
Tiendas

Be The Store

icon-location-pin Sant Gervasi - Galvany

Hay pocas tiendas donde también haya servicio de cafetería o bar –Olokuti, en Gràcia, es un ejemplo–, por eso valoramos tanto el patio empedrado, boscoso, íntimo y cuidado de la tienda Be The Store, cerca de Francesc Macià. Además de comprar ropa, calzado, mochilas, objetos de decoración, papelería y muchas cosas más, al fondo hay una pequeña barra para pedir clásicos de supervivencia: cerveza, refrescos, café, té, infusiones, batidos, aperitivos, bikinis, galletas y algún pastel.

Restaurantes, Mediterránea

La Criolla

icon-location-pin Sant Gervasi - Galvany

Sales al patio de La Criolla y se hace el silencio, sólo escuchas el ruido de los cubiertos de las tres mesas contadas y de los pájaros. Es un patio amplio y tranquilo, con arena y madera, con muchas plantas y dos grandes limoneros. Dejaos cuiden con un servicio amabilísimo y una cocina sencilla, bien elaborada y equilibrada. Hacen desayunos –bocadillos con pan del Forn de Sant Josep, dulces caseros y de Bubó y café del Magnífico– y comidas, con un menú por 14 euros. Se preparan también para ofrecer cenas los jueves, viernes y sábados.

Time Out dice
Advertising
Bartreze
© Iván Moreno
Restaurantes

Bar Treze

icon-location-pin Sarrià

Sarrià era el último barrio de Barcelona donde pensaba encontrar un patio donde la arena de playa sustituyera el gres, la madera o la piedra del suelo. En el BarTreze, toda la decoración respira un aire balear –preguntad por los muebles en venta–, sobre todo este pequeño espacio protegido con cuatro mesas muy codiciadas. Abren todos los días, de 8 a 2 h –la cocina cierra a la 1.30 h– y la carta ofrece ensaladas, ostras, ahumados Carpier, embutidos y quesos de primera calidad. Importante: tienen más de 250 referencias de ginebra.

Hotel Brummell
© Teddy Iborra
Hoteles

Hotel Brummell

icon-location-pin Sants - Montjuïc

Que los barceloneses tengamos presentes los hoteles a la hora de comer o tomar una copa, todavía es una asignatura pendiente. El Hotel Brummell se esmera, y la arquitectura y el diseño ayudan. Nos encanta el patio, al que llegas sin darte cuenta, de una manera orgánica. Es de un gris industrial, con la medida justa, y luminoso. Sirven comida todo el día –de 7.30 a 16 h y de 19.30 a 23 h. Cierran los domingos noche– y en los fogones mandan los chefs del Palo Cortao, que fusionan cocina andaluza con recetas de aquí y de todo el mundo.

Advertising
La Bona Sort
© Iván Moreno
Restaurantes

La Bona Sort

icon-location-pin Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera

El positivismo del nombre nos gusta, y también su increíble patio, que ganó el primer premio en los Restaurant & Bar Design Awards del año pasado en la categoría de interiores. Es una antigua casa noble del siglo XVI con un patio descubierto –los edificios que lo rodean nos recuerdan a las corralas– y una parte cubierta con techos selváticos, mucha vegetación por todas partes y unos cubículos de madera de inspiración nórdica a modo de privados. El diseño lo firma Jordi Ginabreda. La propuesta gastronómica comprende tapas, carnes, una buena carta de vinos y menú de mediodía.

Mama's Cafe
© Maria Dias
Restaurantes, Estadounidense

Mama's Cafe

En el Mama's Café piensan en la comodidad familiar –tienen juguetes y cuentos–, pero remarcan que es un lugar pequeño, así que no lo convirtáis en una sala de juegos. La cocina es ininterrumpida y ecológica, y encontraréis desayunos a base de huevos Benedict, tortillas, crepes y dulces, y algunas ensaladas, bocadillos artesanos como los de rosbif, tés, pasteles y cervezas artesanas. El patio, con mesitas de madera y sombrillas de tela blanca, como si siempre fuera verano, cierra a las 20 h.

Advertising
Hotel Primero Primera
© Cesar Lucas Abreu
Hoteles, Hoteles boutique

Primero Primera

icon-location-pin Sarrià - Sant Gervasi

Entre edificios de viviendas de doble puerta –servicio y señores– encontramos el Primero Primera, un hotel que parece sacado de un entorno montañoso, muy acogedor, con piedra y madera oscura. Desde el bar tendréis acceso a un pequeño patio con media docena de mesas y con dos ficus enormes –llegan hasta la tercera planta– protegiéndoos del sol. Podréis tomar un vino, un cóctel y llenar la barriga con platos locales y sobre todo cocina internacional. Y si vais fuera del horario habitual de comida, tienen la fórmula entre horas, con ensaladas, cremas, bocadillos y tablas de embutidos y quesos. ¡Un refugio al 100%!

Bar El Jardí
© Erica Aspas
Bares y pubs

Bar El Jardí

icon-location-pin El Gòtic

No sé por qué, llega un momento en la vida de todo barcelonés que deja de entrar en El Mercadillo, aquella tienda con un camello de papel maché en la puerta. No opinaré sobre la calidad del comercio y si ha aguantado bien el paso del tiempo, pero todavía vale la pena subir la escalera que te lleva hasta el patio donde está el bar y parar el ritmo. Piedrecitas en el suelo, media docena de mesas, alguna sombrilla, plantas, árboles y cristales esmaltados preciosos. Es un bar sin pretensiones, pensado para tomar una caña, un refresco o un mojito y, como mucho, comerse un bocadillo.

Advertising
Restaurantes

Rabipelao Gràcia

Hemos recorrido patios de diseño, con una decoración estudiada y materiales de primera. Pero la autenticidad de un patio se encuentra en lugares como el Rabipelao de Gràcia, con mesas de bar de toda la vida, manteles desparejados y la pintura de las paredes desconchada, para sentirse como en casa probando clásicos de la cocina venezolana como los tequeños, las arepas con un montón de rellenos, pan de jamón, dulces caseros y, para completar la velada, cócteles de frutas y gin-tonics de primera. ¡El patio sólo abre de 19 a 22 h!

Hoteles, Hoteles boutique

Hotel Alexandra

icon-location-pin Eixample

Buena noticia. El patio del hotel Alexandra, que lleva por nombre –¡oh, sorpresa!– Patio, se abre a todos los barceloneses. Emprended el camino hacia el Eixample. Además de para poder disfrutar de 300 metros cuadrados de jardín de diseño, sofás, espacios semiprivados y aire libre en medio de la ciudad, para probar la carne del restaurante Solomillo. Vosotros elegís la raza de la carne, la salsa, la guarnición e incluso el peso del corte. También tenéis la opción de La Charcutería, con embutido ibérico, local y 25 referencias de quesos de toda España.

Para sentarse a la mesa

Restaurantes, Mediterránea

Fragments Cafè

icon-location-pin Les Corts

Un clásico de Les Corts al que no le falta de nada. El restaurante ocupa una torre novecentista, tiene terraza en la plaza de la Concòrdia y un patio interior agradable con media docena de mesas, interesante para ir en grupos no muy grandes. Descubrid la carta y sus platos estrella, como el falso risotto, pero, sobre todo, dejad hueco para probar las patatas bravas, ¡su 'hit'!

Time Out dice
Vivanda
Scott Chasserot
Restaurantes, Cocina contemporánea

Vivanda

icon-location-pin Sarrià - Sant Gervasi

Este es un señor patio –muy bien acondicionado para poder disfrutar de él también cuando refresca, con bastantes mesas y con árboles frondosos y vegetación cuidada, indispensables si el comensal busca sentirse 'fuera' de la actividad de la ciudad– acorde a un señor chef. Jordi Vilà lleva el timón de este tótem de Sarriá donde destaca la cocina tradicional y los platillos y tapas para compartir, con buena materia prima y a precios razonables.

Advertising
Restaurantes, Cocina creativa

Roig Robí

icon-location-pin Gràcia

¿Cuántos restaurantes pueden decir que hace más de 30 años que alimentan a media Barcelona? Mercè Navarro y sus hijos pueden sacar pecho. Ofrecen buena cocina catalana tradicional, pero sin ignorar el tiempo presente. Y, al igual que con los productos que trabajan en la cocina, saben que tienen un as en la manga: ¡un patio de lujo que cuidan por tenernos contentos!

Time Out dice
Restaurantes, Peruana

Totora

icon-location-pin Esquerra de l’Eixample

El antiguo Tanta ahora se llama Totora, no os confundáis, y tiene un patio estrechito y alargado con un imponente jardín vertical que hace de esta estancia un rincón íntimo de cerca de una decena de mesas. Pablo Ortega sigue en la cocina, de donde salen recetas peruanas de pescado y marisco de la costa norte –'tiraditos', arroces, makis, causas....-. En la barra podréis hartaros de cebiche.

Time Out dice

Patios con cultura

Pati Romàntic Ateneu Barcelonès
© Arxiu Ateneu Barcelonès
Lugares de interés

Ateneu Barcelonès

icon-location-pin El Gòtic

La impresionante biblioteca y el patio, un oasis de paz, agua y palmeras, son dos motivos más para hacerse socio del Ateneu.

Lugares de interés

Convent de Sant Agustí

icon-location-pin Ciutat Vella

Los preciosos arcos del Convent son parte del patio del bar, donde podréis picar algo mientras asistís, por ejemplo, a un concierto.

Advertising
Lugares de interés

Centre Cívic Pati Llimona

icon-location-pin Ciutat Vella

El pasado romano de la ciudad está muy presente en todo el Pati Llimona. No os perdáis el Llimonades, el festival de verano, ni el Enfocats.

Arte

Fàbrica Lehmann

icon-location-pin La Nova Esquerra de l'Eixample

Rooftop SmokeHouse, Josep Abril y la editorial Comanegra son algunos de los que tienen oficina en este recinto fabril. El sábado 13 hacen jornada de puertas abiertas.

Advertising
Pati Manning
© Eva Guillamet. Diputació de Barcelona
Música, Espacios de música

Bar del Pati Manning

icon-location-pin El Raval

Los arcos y las baldosas llenan el patio interior de la antigua Casa de la Caritat. Un espacio diáfano y testigo de la historia. Ideal para tomar algo de modo informal.

Museos e instituciones, Arte y diseño

Museo Frederic Marès

icon-location-pin El Gòtic

El Cafè d’Estiu, el bar del museo Frederic Marès, ya está abierto. Calma, arte y arquitectura en medio del barrio Gòtic. Un regalo.

Advertising