Los mejores menús de mediodía de Barcelona

Los bares y restaurantes que mejor os alimentarán a mediodía, y sin que el monedero se resienta

© Maria DiasLa Taverna del Ciri

Si en las distancias cortas era cuando un perfume se la jugaba, en los restaurantes esto pasa con los menús de mediodía. Quien más y quien menos ya no puede prescindir de esta fórmula. Y aunque en algunos casos esto ha provocado un recorte de calidad para aumentar el margen de beneficio, en muchos otros ha provocado una competencia feroz a la hora de ofrecer el mejor producto y elaboración. El gusto es nuestro. A disfrutar. Y como decía Groucho Marx, si estos principio no le gustan, tenemos otros.

1

Granja Mabel

Recomendado

Esta granja familiar, se modernizó al pasar de padres a hijos dando lugar a uno de los mejores menús de mediodía de la zona de Marina. Por menos de diez euros, ofrecen cuatro primeros y cuatros segundos diarios de materia humilde pero tratados con un gran saber hacer y originalidad. Un ejemplo son los macarrones al revés, rellenos de pollo y bechamel. O costillas de cerdo lacadas y tiernas que casi parecen de dinosaurio. Un poder fáctico en la zona, id con tiempo porque siempre está lleno.
Menú: 11,50 €

Leer más
Sant Martí
2

Cruix

El Cruix tiene potencial para crujir el panorama haciendo cocina popular estudiada en alta gastronomía, como ya hicieron Can Boneta y el Mitja Galta. Pardo no ha querido que la paella sea un destino final per se sino un plato importante, y ha dispuesto un menú de degustación de diez pasos que es para quitarse el sombrero. Como lo es también el de mediodía: tres tapas de la carta, postre y arroz por menos de 16 euros. De traca fallera: la croqueta de pato de Pequín –cremosidad con el ave rustida y lacada y cremosa, punteada por kimchi y menta– y una ensalada de puerros asados con anguila teriyaki, humo y miel.

Menú: 16 euros

Leer más
La Nova Esquerra de l'Eixample
Advertising
3

Ofis

4 de 5 estrellas
Recomendado

Ofis es la versión diurna de la coctelería vecina, Sifó. Done estaba el Srta. Mònium. La fórmula del menú es de juego libre. Seis platos, para escoger libremente dos, sin restricciones de primero y segundo, con una copa de buen vino incluida y postres impecables. Paisaje de fondo italoargentino con un primer plato creativo que multiplica por dos una relación calidad-precio cojonuda. ¡Diez euros! Sí, los más animales podéis optar por pizza y vacío –carne tierna, deliciosa–, pero también por verduritas salteadas con soja y la clásica vitel toné, el rosbif de ternera con sala tártara. Pan casero, delicioso.
Menú: 11 €

Leer más
El Raval
4

Agut

3 de 5 estrellas
Recomendado

Este restaurante clásico, partiendo del recetario de las casas de comidas, nunca ha perdido fuelle y ofrece uno de los mejores menús de la ciudad. Lo encontraréis resguardado, junto a la carta en la puerta. Sólo son dos primeros y dos segundos, pero de máxima calidad: fideos a la cazuela mar y montaña, garbanzos con espinacas y bacalao, y segundos como el rape con ajo quemado (el pescado aquí siempre tiene ese punto mágico de melosidad levemente cruda, que sólo permite el buen pescado fresco). El vino es excelente, y los postres también. Si coméis en la barra, os costará solo 11,80 euros, y es un gusto ver por la aspillera como trabajan en la cocina.

15 €. En la barra, 11,80 €

Reservar ahora Leer más
El Gòtic
Advertising
5

Atapa-it

Su vocación es la tapa gastronómica, y Graupera y Ana Bas lo hacen de maravilla. Su versión de mediodía, aunque es menos original que su fantástico menú degustación, siempre es garantía de comida sólida, hecha desde cero y con platos que sí, en el fondo, son sorprendentes en un menú de mediodía en la franja baja del precio. Un itinerario posible: hummus de remolacha y lubina al horno con guisantes. O rigatoni a la siciliana y lomo de cerdo con salsa de champiñones. Y con el añadido de pocos euros como extra (3,50 €) te puedes comer un filete con patatas y foie.

Menú: 10,90 €

Reservar ahora Leer más
6

El Tarantín

El lema de Paola di Meo y Miguel Portillo -sala y cocina del Tarantín- es 'serious caribbean cuisine'. Ellos son de Maracaibo, topónimo con eco de cañones piratas. El Tarantín -equivalente a chiringuito callejero hecho con un palo y una zapatilla- quiere "establecer un pequeño repertorio de cocina de autor inspirada en las recetas del Caribe: Granada, Trinidad y Tobago ...". En el menú de mediodía ponen ritmo 'rocksteady' en recetas mediterráneas, y también entran platos populares, como el 'channa aloo', sencillo y aromático curry vegetariano con garbanzos de Trinidad y Tobago. Incluye dos platos, bebida y postre, de martes a viernes.

Menú: 12,95 €

Compra aquí Leer más
L'Antiga Esquerra de l'Eixample
Advertising
7

Raso Terra

4 de 5 estrellas
Recomendado

Este fenomenal restaurante vegetariano, propiedad de los presidentes de Slow Food Barcelona, ​​tiene dos frentes abiertos: el del mediodía, donde preparan un menú fantástico y económico, donde se puede elegir tres variantes (uno, dos o tres platos) siempre con intención gastronómica, con sopas y platos que se escapan del clásico comen vegetariano, ya sea por imaginación o recuperación de recetas en desuso. Por la noche ponen en marcha una carta repleta de platos de pasta casera y de cocinas de todo el mundo. La mayoría del producto viene de su huerto de Sant Feliu de Llobregat, y tiene un sabor inmejorable, que se nota en la primera dentellada. También tienen vinos y cerveza artesanas. En las antípodas del vegetariano aburrido, vamos.


Menú: 13 € (con pan de masa madre y agua incluida)

Leer más
El Gòtic
8

La Pubilla

3 de 5 estrellas
Recomendado

Sin duda, una de las últimas sensaciones de la Gràcia más dinámica. Un viejo bar de mercado (está en los alrededores del de la Llibertat) da lugar a una casa de comidas modernas, que combina la cocina de mercado de toda la vida con aportaciones más actuales y raciones abarcables. Podéis comer una ensalada, una crema o unos guisantes con butifarra de primero y pasar a un atún a la plancha, cerdo ibérico con setas o un capipota de segundo. También practican el noble arte de los desayunos de cuchillo y tenedor.

Menú: 14 €

Leer más
Gràcia
Advertising
9

La Taverna del Ciri

Martínez y su socio Marc Ribas (el chef de 'Cuines'), van al grano con un menú de mediodía que parece una carta: siete primeros y siete segundos, con postre, pan y vino: por menos de 16 €. Primeros de verdura y cuchara con ánimo de arqueología reivindicativa, como el revoltijo de Mura, ensalada de bacalao con patatas típica del Bages o unos garbanzos al dente con capipota de gelatina celestial. Y de segundo, entradas del diccionario del corpus catalán con algún 'twist', como ya disfrutamos en el excelente Matís Bar: todavía sueño con aquellas albóndigas a la jardinera, aquí reaparece la bola como mar y montaña clásico, pero con trozos de pulpo en lugar de sepia. O vaca guisada, gruesa como una suela de alpargata pero tierna y sabrosa, aromatizada y aligerada con un revuelto de pamplinas (hierba de margen olvidada y nada sospechosa de superalimento, antiguo forraje de gallinas).

Menú de mediodía: 15 €

Leer más
España
10

Mitja Galta

Mitja Galta, con un pie en Hospitalet y el otro en Barcelona, se dedica a la nueva cocina de barrio. Es decir, a dignificar los menús de mediodía a base de tratar bien el producto y altas dosis de creatividad. Algunos ejemplos podrían ser el arroz bomba con callos y zamburiña, o una carrillera de ternera, deshuesada, con una salsa en su punto de chocolate. Hay que probar su menú de mediodía, propone una oferta semanal de martes a viernes tan inspirada que dan ganas de fichar cada día. Parten de la filosofía que hay mucho campo para correr dentro de la tradición. Y lo demuestra cada día con platos sorprendentes como el taco de cordero con guacamole. Siempre, siempre, hay un entrecot fileteado con un toque de autor, y sus arroces del jueves son fantásticos.

Menú: 12,50 €

Leer más
La Bordeta
Advertising
Mostrar más

Críticas y valoraciones

1 comments