101 cosas para hacer en Barcelona: Ciutat Vella

Estas son las actividades que podéis hacer en Ciutat Vella de las 101 cosas que hemos escogido

El Raval, la Barceloneta, el Gòtic y Sant Pere, Santa Caterina y la Ribera. Estos son los barrios que forman el distrito de Ciutat Vella y aquí es donde tiene lugar gran parte de la actividad de la ciudad. De las 101 cosas para hacer en Barcelona que hemos escogido, estas son las que podréis hacer en este céntrico distrito.

¡Mira la lista completa!

Llevar a los niños a La Puntual

Nada de dejar a los niños enganchados a los videojuegos, ni poner en bucle la serie de dibujos de turno. Si lo hacéis, les estáis privando de un montón de cosas interesantes. Una de ellas es La Puntual, un espacio en la calle Allada Vermell dedicado a la representación de espectáculos con títeres y marionetas. ¡Sí, todavía existen! Le debe el nombre a Santiago Rusiñol y a la mercería del barrio de la Ribera que aparece en 'L’Auca del Senyor Esteve', obra clásica del teatro costumbrista.

Leer más
Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera

Hacer una ruta del Modernismo diferente

4 de 5 estrellas
Recomendado

Damos por hecho que, tanto si sois de Barcelona como turistas, habréis visitado los grandes edificios modernistas de la ciudad: Sagrada Família, Pedrera, Casa Batlló, Park Güell... pero tenéis que saber que otra ruta modernista es posible. El Institut de Paisatge Urbà ha contabilizado hasta 2.200 edificios 100% modernistas o con decoraciones de esta corriente, así que ¡imaginaos todo lo que está a vuestro alcance! Os recomendamos la Casa Vicens, el Hotel Espanya, la Casa Thomas o la Casa Planells.

Reservar ahora Leer más
El Raval
Advertising

Emborracharse en la Mostra de vins i caves de la Mercè

Durante los días de la Mercè, en paseo Lluís Companys con el Arc de Triomf como testigo, se llena de gente con copas arriba y abajo. No es que sea el botellómetro de la fiesta, es algo mucho más elegante. Allí se celebra la Mostra de Vins i Caves de Catalunya, un escaparate de las D.O. catalanas y una forma sabrosa (además de vino y cava también hay degustación de embutidos, quesos, dulces..) de ganar nuevos adeptos para la causa de Baco.

Tenéis que comprar los tickets para la comida y la bebida e ir probando. Id con cuidado porque uno se relaja y acaba volviendo a casa haciendo eses.

Leer más
Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera

Hacer el vermut en alguna de las bodegas más antiguas de la ciudad y en las más modernas

Hacer el vermut siempre ha sido tradición en Barcelona, por mucho que digan que durante un tiempo no estuvo de moda y las bodegas quedaron en el olvido. Sea como fuere, hay cientos de bares, bodegas y tabernas donde disfrutar del aperitivo por toda la ciudad. Algunas de ellas son casi centenarias, como el Xampanyet, el Bar Castells o La Vermuteria del Tano, y otras más modernas pero que han querido mantener la esencia, como el caso de Balius, en el Poblenou, una coctelería especializada en vermut.

Leer más
Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera
Advertising

Pasear por Sant Felip Neri, la plaza más bonita de Barcelona

Para gustos, los colores, pero es indiscutible que Sant Felip Neri está en el top 5 de las plazas más bonitas de Barcelona. No es espectacular, pero ahí reside la magia. Se llega a ella paseando por calles estrechas del barrio Gòtic. Está ubicada sobre el antiguo cementerio medieval de Monjuïc del Bisbe y en ella se encuentran la iglesia y la escuela del mismo nombre, viviendas renacentistas y las antiguas casas de los gremios de caldereros y zapateros, esta última es la sede del Museo del Calzado. Si os fijáis en la fachada de la iglesia de Sant Felip Neri veréis los restos de la metralla de una bomba que lanzó el bando nacional durante la Guerra Civil y que causó la muerte de 42 personas, la mayoría de ellas niños.

Leer más
Ciutat Vella

Ir el miércoles por la noche al Horiginal a escuchar poesía

Recomendado

Si salís del MACBA y camináis veinte metros en dirección a la calle Joaquín Costa, encontraréis el Horiginal, uno de esos lugares del Raval donde el cultureta inquieto acude a caerse muerto. Desde fuera no parece más que uno de esos bares que sirven cecina y boquerones en vinagre. Entrad e id derechos a la trastienda. Tras su doble puerta se esconde el rincón de alterne poético más vivo de la ciudad. Este es un espacio a medialuz, con un escenario flanqueado por un telón de terciopelo rojo y un salón de sillas de madera en las que nuestros jóvenes rapsodas beben cerveza a morro y se felicitan los unos a los otros. Cada miércoles se celebran recitales y actuaciones poéticas de toda índole, de acceso gratuito, y esta curiosa despensa se llena hasta los topes de escritores emergente y editores sumergidos que acuden para vender sus libros. El Horiginal tiene una fiel parroquia, formada básicamente de literatos y bibliófilos, aunque todo el mundo es bienvenido. Entrad, sentaos, pedid una ración de croquetas y dejad que el espectáculo os sorprenda. ¡Larga vida al verso!

Leer más
El Raval
Advertising

Fotografiar La Mercè desde la calle Carabassa

Cada uno se encomienda a los santos que quiere, y no hace falta ser devoto para rendirse a los encantos de la Patrona. En la calle de Can Carabassa entenderéis el por qué de todo este rollo mariano. En cuanto cojas la callejuela del Gótico, la Mercè se te aparece erguida en la cúpula de la basílica y no puedes dejar de mirar la figura. Es una imagen bellísima (sobre todo si acaba de llover y el perfil de la santa se refleja en el suelo de adoquines), casi tan potente como la de reconocer la estatua de la patrona saludando y dando la bienvenida a los que llegan a Barcelona por el mar.

Leer más

Tomarse un Cacaolat en la granja Viader

Pensaréis que estamos tontos, que un Cacaolat os lo podéis tomar en cualquier bar de Cataluña. Pero todo tiene un motivo, amigos. Es en esta granja del Raval donde empezó todo, donde nació esta bebida de cacao que ha marcado la infancia de los catalanes –los mallorquines diréis que el Lacao es mejor, los valencianos que el Choleck y así por todas las comunidades autónomas– y que durante meses pensamos que desaparecía de nuestras vidas. Y una vez cumplido el ritual del Cacaolat, tampoco dejéis de probar sus chocolates a la taza y suizos. ¡Para chuparse los dedos!

Leer más
El Raval
Advertising

Comprar un caganer en la Fira de Santa Llúcia

Muchos no montan el belén en casa, pero siempre están al día del nuevo caganer de cada año. Y es que en Cataluña somos muy escatológicos. ¿En qué otro lugar existe una figura como esta? Un campesino con barretina y los pantalones por los tobillos haciendo sus necesidades, con cagarro incluido. Desde ya hace tiempo, los personajes de la actualidad también se ven de esta guisa, desde políticos o futbolistas a actores, miembros de la realeza o incluso el Papa. Ya se sabe que ante esa tesitura, todos somos iguales. La Feria de Santa Lucía que se instala cada año delante de la Catedral es el lugar perfecto para comprar todo lo necesario para decorar vuestra casa en Navidad: árbol, Ponsetias, todo tipo de figuras, regalos artesanales...

Leer más
El Gòtic

Ver una ópera en el Gran Teatre del Liceu

Recomendado

Ni los incendios ni las crisis económicas han podido acabar con el espíritu y el esplendor del Liceu, una de las salas más prestigiosas del mundo (fue el teatro de ópera más grande de Europa durante sus primeros 100 años). Desde su inauguración y durante casi un siglo, el Liceu fue el punto de referencia, de confluencia y de expansión de la vida artística, social y política de Barcelona y el termómetro de sus etapas de esplendor, de desarrollo y de decadencia.
Después del incendio de 1994, la sala del auditorio se reedificó reproduciendo fielmente el aspecto que tenía la sala en 1909, pero con algunas mejoras. Ya no es solo la casa de la ópera de la ciudad, también programa conciertos de música contemporánea, y si lo miráis con tiempo, podéis conseguir entradas a un precio bastante asequible. Ya no es el lugar 'prohibido' de antaño.

Leer más
El Raval
Advertising
Mostrar más

Críticas y valoraciones

0 comments